• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

El rey de Jordania llega a Palestina en visita oficial

El presidente palestino, Mahmud Abás, estrecha la mano al rey Abdulá II de Jordania / EFE

El presidente palestino, Mahmud Abás, estrecha la mano al rey Abdulá II de Jordania / EFE

Abdalá II fue recibido a su llegada al helipuerto de la Muqatade Ramala en una alfombra roja por el presidente palestino

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El rey de Jordania, Abdalá II, llegó hoy a Palestina en la primera visita de Estado que esta recibe tras el cambio, el pasado viernes, de su estatus en Naciones Unidas al de Estado observador no miembro.

El rey fue recibido a su llegada al helipuerto de la Muqata (palacio presidencial) de Ramala en una alfombra roja por el presidente palestino, Mahmud Abás, acompañado del primer ministro, Salam Fayad.

También participaron en la recepción la guardia de honor y una delegación de altos cargos de la Organización para la Liberación de Palestina, miembros del partido nacionalista Fatah, que lidera Abás, y líderes religiosos.

Abdalá viajó acompañado del primer ministro, Abdalá Ensur, y del titular de Exteriores, Naser Yudeh, además de otros oficiales de alto rango.

Tras la ceremonia oficial de recepción, los líderes se retiraron para mantener conversaciones en privado y no comparecieron ante la prensa.

La visita trata de ser una muestra de apoyo al reconocimiento internacional al Estado palestino, que Abás obtuvo en la Asamblea General de la ONU con el voto a favor de 138 países, en contra de nueve y la abstención de 41.

"Esta no es la primera visita del rey a Ramala. El rey está muy interesado en los asuntos palestinos y en coordinar la situación política con el presidente Abás. Pero esta ocasión es excepcionalmente importante, porque hemos venido a felicitar al presidente Abás y al pueblo palestino por el reconocimiento en la ONU", declaró el ministro de Exteriores jordano.

En una rueda de prensa en la Muqata junto al titular de Exteriores palestino, Riad Al Malki, Yudeh aseguró que este "es un momento histórico" y que Abdalá ha venido "para decirle a Abás que la cuestión palestina es una cuestión árabe y una cuestión musulmana, pero, para Jordania, es la cuestión de mayor importancia".

"Es esencial para nosotros que se establezca un Estado palestino", dijo Yudeh.

El ministro aprovechó la ocasión para condenar "la anunciada construcción de 3.500 viviendas en los asentamientos" judíos en territorio palestino, que calificó de "un impedimento para la continuidad geográfica del Estado palestino".

A su entender, el siguiente paso a dar debe ser "el regreso a la mesa de negociaciones para resolver los asuntos del estatus final" en las principales cuestiones que enfrentan a las dos partes: Jerusalén, fronteras, agua, seguridad y refugiados.

El pasado mes de enero, Jordania trató de mediar entre israelíes y palestinos y organizó varias reuniones indirectas en Ammán con representantes de las dos partes en busca de una salida al estancamiento de las negociaciones de paz, paralizadas desde septiembre de 2010.

El Cuarteto de Madrid de mediadores había dado a israelíes y palestinos de plazo hasta finales de enero para que presentasen por escrito sus posturas de cara a la vuelta al diálogo de paz, pero este nunca llegó a reiniciarse por la negativa palestina a sentarse a negociar mientras se sigan construyendo colonias judías en su territorio y el rechazo israelí a frenar el proyecto colonizador.

El ministro de Exteriores palestino, por su parte, aseguró que "Jordania y Palestina ven las cosas de igual manera" y añadió que el encuentro de hoy entre Abás y el rey Abdalá "demuestra que los dos países tienen un total entendimiento y comparten la visión política del futuro: ir hacia negociaciones de paz con Israel para alcanzar un estatus final".

Otra visión común es, aseguró, "que Palestina debe convertirse en miembro de pleno derecho de la ONU".

Al Malki agradeció la visita del monarca jordano, la primera de un jefe de Estado a Palestina desde el cambio de estatus en la ONU, y afirmó que la tendrá en cuenta "con gran estima y aprecio".

Para expresar su agradecimiento al apoyo jordano a la causa palestina y su defensa "en el ámbito local, el regional y el internacional", el ministro prometió que la ciudad de Ramala bautizará una de sus plazas con el nombre del Abdalá II.