• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

John Kerry quiere "cooperar" y mantener el liderazgo de EE UU

John Kerry, secretario de Estado de Estados Unidos / AFP

John Kerry, secretario de Estado de Estados Unidos / AFP

"No me cansaré de decir que enviar diplomáticos hoy es mucho más barato que enviar tropas en el futuro", dijoel secretario de Estado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El secretario de Estado, John Kerry, subrayó hoy la importancia de la diplomacia para la estabilidad, en su primer discurso como titular de Exteriores en el que abogó por la cooperación sin renunciar al liderazgo de EE UU.

Kerry defendió ante los alumnos de la Universidad de Virginia una política exterior que permita crear lazos diplomáticos sólidos para impedir enfrentamientos armados en el futuro.

"No me cansaré de decir que enviar diplomáticos hoy es mucho más barato que enviar tropas en el futuro", dijo Kerry, que se embarcará en su primera gira internacional de diez días el próximo 24 de febrero, en la que visitará Europa y Oriente Medio.

En su primer discurso como secretario de Estado, Kerry habló de hacer política con "un sentido de responsabilidad compartida", al tiempo que aseguró que junto con el liderazgo del presidente Barack Obama "continuaremos liderando como una nación indispensable".

"No porque busquemos ese papel, sino porque el mundo necesita de nosotros para llenarlo, no como una opción sino como una carga, no porque lo veamos como una carga, sino porque sabemos que es un privilegio", dijo.

El secretario quiso destacar que en un mundo globalizado la política internacional no debe ser algo ajeno a los ciudadanos estadounidenses ya que "las decisiones que tomamos también tienen un impacto aquí en Estados Unidos".

"Estoy aquí porque nuestras vidas como estadounidenses están más entrelazadas que nunca con la vida de las personas en algunas partes del mundo que igual nunca nos visiten", señaló.

Por eso defendió la inversión en política exterior para enfrentar los desafíos globales, el desarrollo, la seguridad económica y la seguridad ambiental en un momento en que "hemos perdido el lujo de mirar sólo hacia el interior", pero en el que se abre un nuevo campo de oportunidades, aseguró.

En este sentido subrayó la importancia de la ayuda exterior para que los países desarrollen su propio potencial y se conviertan en socios económicos de EE.UU. porque "por cada 1.000 millones de dólares que exportamos creamos más de 5.000 puestos de trabajo".

"Si queremos más países socios, como los que recibieron nuestra ayuda y ahora compran nuestras exportaciones, no podemos quedarnos atrás", afirmó Kerry, al recordar que siete de los diez países que más rápido crecen están en África, y China ya está invirtiendo allí.

El secretario reconoció que hay quien se opone a la globalización pero "no hay político, por poderoso que sea, que devuelva a ese genio a la lámpara", por eso el reto, dijo, es aprovechar lo bueno que ha traído para ofrecer "incluso a los lugares más remotos de la Tierra las mismas oportunidades que nos han hecho fuertes y libres".

En este contexto internacional subrayó la importancia de que Estados Unidos siga siendo un aliado fuerte.

"Cuando la tragedia y el terror visita a nuestros vecinos en el mundo, tanto si es por la mano del hombre o por la mano de Dios, muchas naciones acuden a ayudar, pero sólo una es esperada", afirmó.

No obstante, también hizo referencia a las dificultades presupuestarias que está teniendo el Gobierno, que se enfrenta a una serie de recortes automáticos si el Congreso no llega a un acuerdo antes del 1 de marzo sobre un plan de reducción del déficit.

"Es difícil decir a las autoridades de otros países que deben resolver sus problemas económicos si no resolvemos los nuestros", dijo Kerry, que enfatizó que "no podemos ser fuertes en el mundo a menos que seamos fuertes en casa".

"Cuando nos unimos a otros países para reducir las amenazas nucleares, construimos una colaboración que significa que no tenemos que luchar en esas batallas solos", subrayó, al recordar el objetivo de que Irán "nunca consiga un arma nuclear".

Asimismo señaló que cuando EE UU colabora en la estabilidad de otros países "estamos ayudando a la gente valiente a construir un futuro mejor, más democrático y asegurarnos de que no tenemos que pagarlo más tarde con sangre de estadounidenses".

Kerry también habló de la necesidad de continuar invirtiendo en programas de eliminación de enfermedades como la polio, la malaria, la tuberculosis y el sida, así como de escolarización que favorezcan la igualdad entre hombres y mujeres.

"Estados Unidos no es excepcional simplemente porque nosotros lo digamos, sino porque hacemos cosas excepcionales", agregó el secretario.