• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Hungría clasifica como secreto detalles de un acuerdo nuclear con Rusia

El pacto incluye un préstamo ruso de 10.000 millones para cubrir el 80 % de los costes de la ampliación de la central, a cargo de la corporación estatal Rosatom

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Hungría ha clasificado como secreto de Estado los detalles de un contrato con Rusia para construir dos reactores en la central nuclear de Paks, mediante una ley firmada hoy por el presidente del país centroeuropeo, János Áder.

Frente a las críticas de varias organizaciones no gubernamentales (ONG), el jefe del Estado húngaro justificó la decisión al respecto como medida preventiva de seguridad.

"Un reactor nuclear no es un estacionamiento de bicicletas", señaló Áder en un comunicado donde, en alusión a posibles amenazas terroristas, destacó la prioridad de garantizar "la seguridad de los ciudadanos".

La ley, aprobada la semana pasada con los votos del gobernante partido Fidesz del primer ministro, el conservador Viktor Orbán, fija como secreto de Estado por 30 años partes del contrato entre Budapest y Moscú para ampliar Paks, la única planta nuclear del país magiar, situada a unos 100 kilómetros al sur de Budapest.

En enero de 2014 el gobierno húngaro anunció la firma del acuerdo con Rusia sin que hubiese habido una licitación previa para la construcción de los reactores.

El pacto incluye un préstamo ruso de 10.000 millones para cubrir el 80 % de los costes de la ampliación de la central, a cargo de la corporación estatal Rosatom.

Varias ONG habían pedido a Áder que no firme la ley adoptada en el Parlamento y pida su revisión ante el Tribunal Constitucional.

"La clasificación como secreto limita grave e injustificadamente el derecho de acceder a datos de interés público", advirtieron en un comunicado conjunto organizaciones como Transparencia Internacional o la Unión para las Libertades Fundamentales, entre otras.

El gobierno de Orbán ha sido criticado en los últimos meses por su política de acercamiento hacia Moscú en estos momentos en que la Unión Europea mantiene sanciones económicas y financieras contra Rusia por su implicación en el conflicto ucraniano.

El presidente ruso, Vladimír Putin, visitó Budapest hace tres semanas.