• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Holanda enviará ayuda humanitaria directamente hasta el Kurdistán iraquí

El próximo lunes el departamento de Cooperación espera que un avión de transporte Hércules holandés pueda transportar la ayuda desde Eindhoven a Erbil

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Holanda enviará ayuda humanitaria directamente al Kurdistán de Irak para los desplazados en el norte del país que sufren la ofensiva de los yihadistas del Estado Islámico (EI) y la entregará allí a Naciones Unidas, informó el Gobierno neerlandés.

El portavoz de la ministra holandesa de Cooperación para el Desarrollo, Lilianne Ploumen, dijo a través de la agencia de información nacional ANP que el país "ha ajustado su protocolo de entrega de ayuda humanitaria a los desplazados en el norte de Irak".

Holanda ya no enviará su ayuda al norte de Irak a través de los Emiratos Árabes ni con la fuerza aérea de Australia, sino que lo transportará por si misma hasta Erbil, la capital del Kurdistán iraquí, donde lo entregará a Naciones Unidas, explicó.

El próximo lunes el departamento de Cooperación espera que un avión de transporte Hércules holandés pueda transportar la ayuda desde Eindhoven a Erbil.

El cambio se debe a que la situación en la zona del monte Sinjar, en el norte iraquí, es menos dramática una vez roto el cerco de las milicias del EI esta semana, mientras que en otros lugares del norte de Irak cientos de miles de personas tienen que abandonar sus casas.

La Oficina de Coordinación Humanitaria de Naciones Unidas (OCHA) será la encargada de distribuir la ayuda.

El tipo de ayuda humanitaria también se ha modificado para hacer frente a las necesidades que ahora son más urgentes, por lo que se ha incluido mantas, galletas de alto valor nutritivo, bombillas LED y agua.

Los ministros de Exteriores de la UE se mostraron ayer viernes comprometidos a prestar asistencia en especie, incluida la creación de un "puente aéreo humanitario" hasta el norte de Irak, según acordaron en una reunión extraordinaria celebrada en Bruselas.

España, por su parte, propuso utilizar los excedentes agroalimentarios que generará el veto ruso a las importaciones comunitarias, una idea que estudiarán los ministros de Agricultura en su reunión del 5 de septiembre.