• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Hillary Clinton: Lo más lamentable son las muertes en el consulado en Libia

La ex secretaria de Estado Hillary Clinton | EFE

La ex secretaria de Estado Hillary Clinton | EFE

El atentado contra el consulado estadounidense en la ciudad libia de Bengasi, por el que aún no se ha detenido a nadie, fue uno de los momentos más bajos para Clinton al frente del Departamento de Estado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La ex secretaria de Estado Hillary Clinton dijo hoy que lo que más lamenta de sus cuatro años al frente de la diplomacia estadounidense es la muerte hace algo más de un año del embajador estadounidense en Libia por un atentado terrorista.

En una intervención en un encuentro en Nueva Orleans de la Asociación de Nacional de Concesionarios de Automóviles (NADA), Clinton dijo que la muerte de Chris Stevens y otros tres estadounidense el 11 de septiembre de 2012 fue "una terrible tragedia" y una "gran pérdida".

El atentado contra el consulado estadounidense en la ciudad libia de Bengasi, por el que aún no se ha detenido a nadie, fue uno de los momentos más bajos para Clinton al frente del Departamento de Estado.

Clinton también tuvo que responder a otra más de las peticiones de que despeje las dudas sobre si se presentará a las elecciones presidenciales de 2016, para las que suena con fuerza como candidata demócrata.

La política contestó que no piensa en ello: "No lo sé. Entiendo que no es una respuesta muy satisfactoria", reconoció Clinton.

"Pensaré en ello (en ser candidata) más adelante", dijo la ex secretaria de Estado, aludiendo al hecho de que no sería muy prudente y adecuado anunciar sus aspiraciones a falta de casi tres años de los comicios presidenciales.

La ex primera dama también confesó ante los jefes de concesionarios de automóviles de todo el país que no se pone al volante de un vehículo desde 1996, cuando aún residía en al Casa Blanca junto a su marido, el presidente Bill Clinton.

"Me acuerdo perfectamente, aunque desafortunadamente también se acuerda el Servicio Secreto (encargado de la seguridad presidencial), que es la razón por la que ya no he vuelto a conducir", bromeó.