• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Francisco regala billetes de metro y tarjetas telefónicas a pobres de Roma

El papa Francisco recibió a varios niños en El Vaticano, este sábado / EFE

El papa Francisco recibió a varios niños en El Vaticano, este sábado / EFE

El papa Francisco ha ordenado a su limosnero, el obispo polaco Konrad Krajewski, repartir "en su nombre", un pequeño obsequio que "pueda ser de utilidad" para los más necesitados

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El papa Francisco regalará tarjetas telefónicas y billetes para el transporte público a las familias más necesitadas de la capital italia, un obsequio que se distribuirá en un sobre sellado por la Santa Sede para felicitarles la navidad, informó hoy el Vaticano en un comunicado.


El papa Francisco ha ordenado a su limosnero, el obispo polaco Konrad Krajewski, repartir "en su nombre", un pequeño obsequio que "pueda ser de utilidad" para los más necesitados de Roma.

Se trata de 2.000 sobres que incluirán una tarjeta telefónica y un billete para el metro de la capital italiana de 24 horas de duración, además de una imagen firmada por Francisco.

El sobre, según ha explicado el Vaticano, estará ya sellado por la propia Santa Sede para facilitar su envío y será repartido por los voluntarios que asisten de noche o por el propio limosnero en comedores sociales y en los conventos de las Hermanas de Madre Teresa de la ciudad.

Para contribuir al regalo navideño del pontífice argentino, la Agencia Municipal de Transportes de Roma (ATAC, en sus siglas en italiano) ha aportado 4.000 billetes para el transporte público romano.

El Vaticano, por su parte, se encargará de los sobres, los sellos, la tipografía y las tarjetas telefónicas.

No es la primera vez que el papa Francisco ordena una labor similar a Krajewski.

El pasado 11 de octubre, Bergoglio ordenó repartir tarjetas telefónicas entre los inmigrantes de la isla meridional italiana de Lampedusa para que "pudieran llamar a sus familiares", una semana después del naufragio en el que perdieron la vida 366 inmigrantes somalíes y eritreos. EFE