• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

FARC y gobierno colombiano optimistas en cierre de ciclo

Humberto de la Calle, jefe del equipo de negociadores del Gobierno colombiano / EFE

Humberto de la Calle, jefe del equipo de negociadores del Gobierno colombiano / EFE

El jefe de la delegación de gobierno, Humberto De La Calle, explicó que los debates en este ciclo sobre el tema de las drogas, que calificó de "sensible para Colombia", se centraron en tres puntos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Representantes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y del gobierno de ese país se manifestaron optimistas al cerrar el domingo una de sus rondas de conversaciones de paz, y aseguraron haber avanzado sobre el problema de las drogas ilícitas aunque sin llegar todavía a un acuerdo .

"A lo largo de este ciclo de conversaciones hemos avanzado sustancialmente en la construcción de acuerdos sobre diferentes aspectos contenidos en el punto de solución al problema de las drogas ilícitas", tercero en discusión, afirmaron las dos delegaciones en una declaración conjunto entregada a la prensa.

El jefe de la delegación de gobierno, Humberto De La Calle, explicó que los debates en este ciclo sobre el tema de las drogas, que calificó de "sensible para Colombia", se centraron en tres puntos: "Terminación de los cultivos de uso ilícito..., impulso de programas de prevención del consumo de drogas y la solución a los fenómenos de producción y comercialización de narcóticos".

En un comunicado leído a la prensa en el Palacio de las Convenciones de La Habana donde se realizan las conversaciones, De La Calle recordó que "estamos trabajando en este tema, de cara a lo ya acordado en el primer punto sobre la reforma rural integral".

Las delegaciones de las FARC y del gobierno de Juan Manuel Santos realizan en esta capital desde fines de 2012 un dialogo en busca de poner fin a un conflicto de más de 50 años.

Las partes sostienen la mesa sobre una agenda previamente acordada de seis puntos de los cuales ya avanzaron en dos: la participación política y los problemas agrarios. El punto de la agenda actualmente en discusión es el combate a los cultivos ilegales y el tráfico de drogas.

Iván Márquez, jefe de los rebeldes en estas conversaciones, aseguró que en los debates sobre el tema de las drogas "han ido desembocando sobre varias cuartillas de acuerdo que destacan, entre otros asuntos, conclusiones sobre sustitución de cultivos de uso ilícito que deberán colocar en primer plano el protagonismo de los campesinos, las comunidades indígenas y afro".

Márquez, cuyo nombre real es Luciano Marín, aseguró en un comunicado leído a la prensa: "Es un hecho que los logros nos dan optimismo, siempre poniendo los pies sobre bases de realismo, pero con la determinación de hacer hasta lo imposible por alcanzar el alto propósito que nos hemos trazado".

Como lo han hecho en varias oportunidades, las FARC pidieron que se establezca "una comisión de la verdad de la historia del conflicto y sus responsables".

De La Calle manifestó que el gobierno colombiano está consciente de que "no puede haber fin del conflicto sin verdad", pero dijo que dicha comisión "debe funcionar como producto del acuerdo del fin del conflicto. En ese momento, no antes, cuando hayamos pactado un acuerdo para la terminación del conflicto, en el cual se recojan los acuerdos sobre los seis puntos de la agenda en discusión".

El jefe de la delegación concluyó que "a pesar de las dificultades y de los dolores de este conflicto, que nos golpean como a todos los colombianos, sabemos que tenemos una oportunidad cierta para alcanzar la paz de Colombia... que es el sueño más grande hoy de nuestro país".

Las delegaciones mantendrán un receso hasta el próximo 4 de abril.

Noruega, Cuba, Chile y Venezuela son patrocinadores de las conversaciones que de llegar a buen término podrían desactivar cinco décadas de conflicto armado en Colombia.