• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Encuentran cinco cadáveres dentro de un auto en Río de Janeiro

Vista general de Río de Janeiro, ciudad en la que Alemania y Argentina disputarán este domingo la final del Mundial de Brasil / EFE

Vista general de Río de Janeiro / EFE

Una nota en el vehhículo es indicio de que se trató de un ajuste de cuentas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Policía Civil de Río de Janeiro halló este jueves cinco cadáveres dentro de un vehículo abandonado donde había una nota que indica que fue un ajuste de cuentas y vinculó los crímenes con el reciente asesinato de un joven en una favela.

La nota pegada al parabrisas del carro dice: "no aceptamos la cobardía. La vida se paga con la vida. Estás muerto". La policía maneja la hipótesis de que los crímenes se produjeron en respuesta al asesinato de un joven de 17 años el pasado miércoles en una cancha de fútbol en la favela de Mangueira. Según declaraciones del jefe de la división de homicidios de la Policía Civil de Río de Janeiro, Alexandre Herdy, recogidas en la estatal Agencia Brasil, existían órdenes de prisión contra dos de los cinco fallecidos por la muerte del joven.

"Tres de los fallecidos pueden estar involucrados en la muerte del joven, pero todavía es prematuro hablar de cualquier relación con este hecho. Las investigaciones van a continuar. Escucharemos a los familiares de las víctimas y las informaciones del servicio de inteligencia de la policía", dijo Herdy.

El miércoles en la noche, después del entierro del joven asesinado, un grupo de habitantes de la favela hizo una protesta que fue reprimida por la policía con gas lacrimógeno. Según Hardy, Mangueira es escenario de una guerra entre bandas rivales por hacerse con el control del tráfico de drogas.

La disputa comenzó en septiembre, cuando asesinaron al narcotraficante que lideraba la banda que controlaba toda la barriada pobre. La seguridad en la favela fue reforzada este jueves con el desplazamiento de agentes que apoyarán a la Unidad de Policía Pacificadora (UPP), un cuartel policial permanente instalado en Mangueira en 2011, tras una operación para expulsar a los narcotraficantes.