• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Embargo, DD HH, libertad y democracia centraron histórico encuentro Obama-Castro

Washington y La Habana inician nueva era, pese a las diferencias | Foto EFE

Washington y La Habana inician nueva era, pese a las diferencias | Foto EFE

En una reunión histórica en el Palacio de la Revolución se escuchó el Himno Nacional de Estados Unidos, los mandatarios se saludaron con un apretón de manos y posaron sonrientes ante las cámaras

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, aseguró ayer en La Habana estar convencido de que el embargo económico que su país mantiene sobre Cuba desde hace más de medio siglo “va a terminar”, a la vez que sostuvo que Washington y La Habana todavía tienen serias diferencias sobre temas como los derechos humanos y la democracia, aunque comenzó una nueva era en la relación entre los dos países.

En una comparecencia histórica en el Palacio de la Revolución junto a su homólogo cubano, Raúl Castro, el líder comunista respondió que parte de normalizar las relaciones “significa poder discutir directamente sobre nuestras diferencias”. Castro celebró el eventual fin del embargo a la isla y abogó por la desocupación de la base militar de Guantánamo.

Este fue el tercer encuentro, de dos horas, entre Castro y Obama desde que se anunció el deshielo entre ambos países en diciembre de 2014 y el primero que se celebró en la isla durante la visita del presidente estadounidense. Dentro de la sede del gobierno de Cuba se escuchó el Himno Nacional de Estados Unidos, los mandatarios se saludaron con un apretón de manos y posaron sonrientes ante las cámaras.

Los mandatarios conversaron –francamente según Obama– sobre democracia, derechos humanos, libertad de expresión, proceso de paz en Colombia, la lucha contra el narcotráfico, la crisis económica y la política en Venezuela.

Sin embargo, durante la rueda de prensa posterior a la reunión la situación se tornó tensa cuando Castro desafió a un periodista a que presentara una lista de presos políticos en la isla y le garantizó que si realmente existían quedarían libres esa misma noche. “Dame la lista de los presos políticos ahora mismo para soltarlos”, dijo un Raúl Castro, visiblemente agitado.

Más adelante, el mandatario volvió sobre el asunto ante una nueva interrogante y afirmó: “No es correcto preguntarnos por presos políticos. Díganme el nombre del preso político y ya”. El líder cubano fue consultado sobre la detención, por unas horas, de decenas de miembros de las Damas de Blanco, una organización que denuncia la existencia de presos políticos en la isla y ha cuestionado a Obama por sus “concesiones” al gobierno de Castro sin que a cambio le exija respetar los derechos fundamentales.

El Departamento de Estado afirmó: “Claramente aún hay personas detenidas por razones políticas”, dijo John Kirby, portavoz del Departamento de Estado. En 2015, la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional cifró en aproximadamente 70 los presos políticos. Obama enfatizó que el futuro de Cuba “lo tienen que decidir los cubanos y nadie más”.