• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

EE UU quiere unas elecciones transparentes en Haití

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney / AP

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney / AP

Según el portavoz de Obama, EE UU ve "un gran potencial" en Haití y quiere seguir trabajando "en estrecha colaboración" con sus autoridades para "construir un futuro más próspero"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El gobierno de EE UU quiere la celebración de unas elecciones "libres, justas y transparentes" en Haití, afirmó este jueves el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, poco antes de la reunión entre el presidente Barack Obama y el mandatario de este país caribeño, Michel Martelly.

"Sabemos que la construcción de una democracia dinámica no es fácil y no ocurre de la noche a la mañana", admitió no obstante Carney en su rueda de prensa diaria.

Según el portavoz de Obama, EE.UU. ve "un gran potencial" en Haití y quiere seguir trabajando "en estrecha colaboración" con sus autoridades para "construir un futuro más próspero" para los habitantes del país caribeño.

Obama recibe hoy, a partir de las 14.10 hora local (19.10 GMT), a Martelly en el Despacho Oval para revisar la cooperación bilateral y los progresos de Haití, así como para garantizar la estabilidad institucional y el crecimiento económico.

Martelly se reunió este miércoles con el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, quien aseguró que las elecciones legislativas largamente aplazadas en Haití están ya "en el horizonte", un paso que consideró crucial para impulsar el desarrollo económico y la salud en ese país.

Uno de los temas más conflictivos del diálogo nacional que mantuvieron a finales de enero en Haití el Gobierno, legisladores y partidos de la oposición fue precisamente la celebración de los comicios para elegir a 10 senadores, 142 autoridades municipales y 570 asambleístas, que han sido pospuestos en varias ocasiones.

La oposición acusa a Martelly de impulsar esos sucesivos retrasos para evitar la celebración de los comicios y continuar así nombrando funcionarios por decreto, ya que no tiene mayoría en el Parlamento (bicameral).

Hoy Carney también recordó el apoyo dado por EE.UU. a la reconstrucción de Haití tras el terremoto de enero de 2010, que causó unos 300.000 muertos y dejó sin hogar a más de un millón y medio de personas.

Después del sismo, el Congreso estadounidense entregó más de 1.140 millones de dólares para la reconstrucción de Haití.

Pero "nuestra relación con Haití es más amplia y profunda" que esa reconstrucción y "estamos trabajando para crear las condiciones para un desarrollo sostenible a largo plazo", destacó el portavoz de la Casa Blanca.

Carney enfatizó que "casi todos los escombros del terremoto se han disipado", al citar como ejemplo que la incidencia del cólera y el sida en Haití ha descendido, mientras el crecimiento del PIB "va en aumento".