• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

EE UU: Ofensiva contra el EI no será como en Irak

La Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso estudió la estrategia de la ofensiva | Foto AFP

La Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso estudió la estrategia de la ofensiva | Foto AFP

John Kerry enfatizó que las tropas estadounidenses enviadas a la zona en poder de los extremistas no tendrán una misión de combate  

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo que la lucha contra los extremistas del Estado Islámico no llevará a Estados Unidos a otra guerra sobre el terreno como en Irak o Afganistán.

Desde la base aérea de MacDill de Tampa, sede del Mando Central, responsable de las operaciones militares en Medio Oriente, Obama indicó que el combate contra el Estado Islámico, en Irak y Siria, tampoco será responsabilidad única de su país y se respaldará por una coalición internacional de 40 naciones.

El mandatario aseguró, frente a centenares de soldados, que el Estado Islámico no supone un peligro inminente, pero si los dejan operar pueden ser una gran amenaza para Estados Unidos.

Obama que, previamente se reunió con el jefe del Mando Central, general del Ejército Lloyd Austin, afirmó: “Estados Unidos puede marcar la diferencia, pero voy a ser claro: ésta no es una misión de combate”.

En una reunión del Comité de Asuntos Exteriores del Senado, el secretario de Estado, John Kerry, enfatizó que las tropas estadounidenses enviadas a Irak no tendrán una misión de combate para luchar contra el grupo yihadista.

Los comentarios se dan un día después de que el jefe del Estado Mayor Conjunto, general Martin Dempsey, dijo que se podrían dar situaciones en la compleja guerra contra el Estado Islámico en las que recomendaría al presidente que fuerzas especiales acompañen a los soldados iraquíes en el frente como asesores.

En opinión de Dempsey, la mitad del Ejército iraquí es incapaz de colaborar efectivamente con Estados Unidos para revertir las conquistas territoriales del grupo extremista islámico en el norte y el oeste de Irak, y la otra mitad necesita ser parcialmente reconstruida con entrenamiento y equipo adicional estadounidenses.

Un alto funcionario de inteligencia admitió que Washington tiene dificultades para rastrear los movimientos y actividades de occidentales en Siria, que se han incorporado a los rebeldes que luchan contra el presidente Bashar al Assad.

Matt Olsen, director del Centro Nacional Antiterrorista, señaló a un comité de la Cámara de Representantes que las agencias de inteligencia tienen muy poca idea acerca de dónde van los combatientes extranjeros y qué hacen una vez en Siria, de modo que no pueden calcular cuántos se han unido al grupo Estado Islámico u otros movimientos extremistas.

El primer ministro de Irak, Haider al Abadi, declaró que no es necesario ni deseable enviar tropas extranjeras a su país para combatir al EI. Rechazó rotundamente la idea un día después de que el jefe militar estadounidense indicó que podrían necesitarse sus soldados si fracasan los actuales esfuerzos para combatir a los extremistas.

España desplegará una batería antiaérea de misiles Patriot en Turquía, dentro del dispositivo de la OTAN ante amenazas en su frontera con Irak y Siria,  informó su ministro de Defensa, Pedro Morenés.

La alianza atlántica tiene por objetivo proteger a los civiles de un posible ataque aéreo o balístico en su frontera sur con Irak y Siria.