• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Dimite el secretario de la Comisión Electoral afgana tras acusación de fraude en Afganistán

El secretario de la Comisión Electoral Independiente (IEC, en inglés) de Afganistán, Zalilul Haq Amarkhail | EFE

El secretario de la Comisión Electoral Independiente (IEC, en inglés) de Afganistán, Zalilul Haq Amarkhail | EFE

La dimisión se produjo, además, un día después de que el aspirante revelara unas conversaciones telefónicas entre el secretario y supuestos miembros del equipo del otro candidato, Ashraf Gani

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El secretario de la Comisión Electoral Independiente (IEC, en sus siglas en inglés) de Afganistán, Zalilul Haq Amarkhail, presentó hoy su dimisión tras las acusaciones de fraude de uno de los aspirantes a la Presidencia, Abdulá Abdulá.

Amarkhail anunció su decisión durante una rueda de prensa en Kabul después de que, durante tres días consecutivos, seguidores de Abdulá protagonizaran protestas en varias ciudades del país asiático por lo que consideran un proceso electoral fraudulento.

La dimisión se produjo, además, un día después de que el aspirante revelara unas conversaciones telefónicas entre el secretario y supuestos miembros del equipo del otro candidato, Ashraf Gani, en las que se hablaba de fraude durante la segunda vuelta de los comicios celebrada el pasado día 14.

En la primera ronda de las elecciones presidenciales afganas, el 5 de abril, Abdulá obtuvo el 45 por ciento de los votos frente al 31 logrado por Gani.

El responsable de la IEC, sin embargo, dijo que su salida del cargo no se debe a la revelación de estas conversaciones, que calificó de falsas, ni a presiones por parte de la Comisión, "sino por el bien del proceso y de los intereses nacionales".

Abdulá, en rueda de prensa en la capital afgana, reiteró que la grabación es "auténtica" y aseguró que posee "otros documentos y evidencias", aunque añadió que lo mostrado hasta ahora "es suficiente".

El candidato presidencial afirmó, además, que su petición de que se paralizara el recuento de votos no fue una estrategia para influir en el proceso, sino para garantizar "la integridad de las elecciones".

"No queremos interrumpir el proceso electoral, pero no creemos que se hayan depositado cerca de 8 millones de papeletas, como declaró la Comisión Electoral", sentenció el aspirante a presidente.

Abdulá apuntó a Amarkhail, cuya dimisión había exigido, como principal responsable de las irregularidades en los votos emitidos y suavizó sus acusaciones contra el presidente saliente de Afganistán, Hamid Karzai, de quien manifestó que "nunca interfirió en las elecciones".

El candidato había acusado la semana pasada a Karzai de manipular de antemano los resultados de los comicios a favor de Gani.

En 2009 y tras denunciar fraude masivo, Abdulá retiró su candidatura para la segunda vuelta de las anteriores elecciones presidenciales, que ganó Karzai.

Antes incluso de la primera vuelta electoral, la mayoría de analistas y observadores de los comicios recalcó la imperiosa necesidad de un proceso transparente y alertó del riesgo de que cualquier denuncia pudiera degenerar en enfrentamientos violentos.

El pasado jueves, tras lanzar sus acusaciones, Abdulá pidió la intervención de las Naciones Unidas en la observación del recuento electoral, una propuesta aceptada por Karzai, que dejará el cargo tras casi 13 años de mandato.

La ONU aseguró hoy en un comunicado que la dimisión de Amarkhail "es un paso que ayuda a proteger la histórica transición política en Afganistán" y reconoció que el "profesionalismo" del secretario de la IEC ha sido clave para que culmine el proceso electoral.

"La ONU reconoce con satisfacción que la decisión tomada por el secretario de la IEC antepuso el interés nacional al personal y optó por eliminar cualquier motivo que pudiera provocar recelo en el proceso electoral", resaltó.