• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Cristina Fernández tendrá que presentar informe médico para excusar su voto

La presidenta argentina Cristina Fernández / EFE

La presidenta argentina Cristina Fernández / EFE

La Presidenta se mantiene en reposo en su residencia oficial de Olivos, en las afueras de Buenos Aires, tras la intervención a la que se sometió hace quince días por un hematoma craneal

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La presidenta argentina, Cristina Fernández, convaleciente de una neurocirugía, tendrá que presentar un informe médico que avale su imposibilidad de ejercer su derecho al voto en las elecciones del próximo domingo, confirmaron hoy fuentes oficiales.

"Si el día 27 la presidenta no puede ir a votar deberá justificarlo a través de un certificado médico, igual que cualquier ciudadano que tenga un impedimento. El día 27, todos somos iguales", explicó hoy Alejandro Tullio, Director Nacional Electoral, en un encuentro con corresponsales extranjeros.

Fernández se mantiene en reposo en su residencia oficial de Olivos, en las afueras de Buenos Aires, tras la intervención a la que se sometió hace quince días por un hematoma craneal.

La presidenta, que ha retomado sus paseos por la residencia oficial después de que los médicos le retiraran los puntos de la operación, debe someterse a un nuevo control en los próximos días, según medios locales.

Los médicos recomendaron a la mandataria un reposo de 30 días y le prohibieron viajar en avión, lo que impedirá que Fernández ejerza su derecho al voto en la localidad patagónica de Río Gallegos (sur), donde está empadronada.

En Argentina no existe el voto por correo y no se contempla el envío de una urna al domicilio de los votantes, lo cual dejará a la presidenta fuera de la jornada electoral.

"Si no puede votar en la mesa que le corresponde, no puede votar", agregó Tullio.

Más de 30,6 millones de argentinos están convocados a las elecciones legislativas del día 27 en todo el país, donde el voto es obligatorio para los ciudadanos de entre 18 y 70 año y, por primera vez, optativo para los jóvenes de entre 16 y 18 años.

En el mayor distrito electoral, la provincia de Buenos Aires, están registrados 11,4 millones de electores, mientras que en el menor, Tierra de Fuego, apenas superan los 116.000.

En la capital del país están habilitados 2,5 millones de votantes, lo que la convierte en el cuarto distrito electoral de los 24 que componen el mapa político argentino.

En conjunto, el domingo los argentinos votarán entre listas en cada distrito para renovar la mitad de la Cámara de Diputados (127 bancas) y un tercio del Senado (24 bancas), en una jornada controlada por 181.000 personas como autoridades de mesa y fiscales para garantizar la "absoluta transparencia del proceso".

"En Argentina, desde 1936 no hay denuncias ni fraude electoral", pese a una turbulenta historia que incluye derrocamientos violentos de gobiernos, dictaduras, torturas y desapariciones, apuntó Tullio.

Las mesas de votación se abrirán a las 08.00 hora local (11.00 GMT) y cerrarán a las 18.00 hora local (21.00 GMT), pero hasta las 21.00 hora local (00.00 GMT del lunes), cuando comenzarán a difundirse los primeros resultados oficiales del escrutinio provisional, no se podrá publicar o difundir encuestas y proyecciones sobre el resultado de la elección.

El resultado de estos comicios será clave para el futuro político del gobernante Frente para la Victoria (FPV), que no solo pone en juego su mayoría parlamentaria -entre legisladores propios y aliados- sino el futuro de su continuidad en el Gobierno, tras diez años en el poder, de cara a las presidenciales de 2015.