• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Cristianos de Jerusalén critican la agenda del Patriarca de Constantinopla

"Los cristianos de Jerusalén eran 24.000 antes de la ocupación israelí de Jerusalén Este en 1967. Hoy, somos menos de 9.000 y eso se debe al desplazamiento forzoso, la confiscación de viviendas, los derribos, la suspensión de los permisos de residencia y las restricciones de movimiento", explican

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La comunidad cristiana en Jerusalén Este criticó hoy la agenda del Patriarca de Constantinopla, Bartolomeo I, jefe de la iglesia ortodoxa, por no incluir ningún gesto en contra de la ocupación israelí de una parte de la ciudad y en favor de las aspiraciones palestinas.

En un comunicado enviado a los medios, un total de 18 grupos cristianos de ambas iglesias, incluidos Cáritas e YMCA, recuerdan al Arzobispo de Constantinopla, Nueva Roma y Patriarca Ecuménico que la población cristiana de la ciudad santa se ha reducido considerablemente en los últimos 50 años debido a "las políticas racistas" israelíes.

"Los cristianos de Jerusalén eran 24.000 antes de la ocupación israelí de Jerusalén Este en 1967. Hoy, somos menos de 9.000 y eso se debe al desplazamiento forzoso, la confiscación de viviendas, los derribos, la suspensión de los permisos de residencia y las restricciones de movimiento", explican.

"Nos hemos convertido en una comunidad aislada, tanto social como económicamente, debido a las leyes israelíes contra la reunificación familiar y el muro de separación. Esa es hoy la realidad de los cristianos de Jerusalén", agregan.

Al hilo de este argumento, los grupos cristianos recuerdan a Bartolomé I que cuando hace medio siglo su predecesor Atenagoras se reunió con Pablo VI, en el primer encuentro ecuménico en siglos, "los cristianos (de Jerusalén) vivíamos en libertad y con plenos derechos humanos".

"No había barreras ni barrotes. Queremos una iglesia viva, no piedras vacías. Aspiramos a nuestra propia autodeterminación, a la libertad frente a la opresiva ocupación que impone reglas discriminatorias y leyes que hace de Jerusalén una ciudad para un solo credo (el judaísmo)", añade.

"En un momento en el que nuestra mera existencia en la ciudad está amenazada, esperábamos un acercamiento diferente de nuestros líderes religiosos, que buscara enfatizar la presencia cristiana en Tierra Santa", afirma.

"Esperábamos de su Santidad gestos de preocupación y de compromiso con la ciudad en la que nació la primera congregación cristina... Pero desafortunadamente sus programa no incluye ninguna consideración hacia las aspiraciones de los cristianos palestinos y de nuestros líderes", señala.

"Para elevar una voz moral en contra la política israelí de anexión y limpieza étnica en Jerusalén de todos aquellos que no sean judíos. De acuerdo con la ley internacional, Jerusalén Este, incluyendo toda la ciudad vieja, es palestina", concluye.

Bartolomé I llegó el viernes a Jerusalén para reunirse con el papa Francisco, con el que celebrará un encuentro ecuménico y conmemorará los 50 años de la histórica cita entre sus predecesores Atenagoras y Pablo VI.