• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Crece la incertidumbre por la continuada ausencia de Kim Jong-un

Líder norcoreano, Kim Jong-un / AFP

Líder norcoreano, Kim Jong-un / AFP

El líder norcoreano no apareció en la lista de autoridades que visitaron esta madrugada el Palacio del Sol de Kumsusan para rendir homenaje a los cuerpos embalsamados de su padre, Kim Jong-il, y su abuelo y fundador del país, Kim Il-sung 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La incertidumbre en torno a la salud y el paradero de Kim Jong-un se disparó este viernes después de que el líder norcoreano se ausentara de una importante ceremonia en Pyongyang tras más de un mes sin aparecer en público.

El nombre del joven dirigente, cuya edad se calcula en unos 30 años, no apareció en la lista de autoridades que visitaron esta madrugada el Palacio del Sol de Kumsusan para rendir homenaje a los cuerpos embalsamados de su padre, Kim Jong-il, y su abuelo y fundador del país, Kim Il-sung.

De este modo el "misterio" sobre la suerte del líder norcoreano crece en paralelo a los cálculos y especulaciones de académicos, expertos y periodistas que, sin embargo, se topan de bruces con el muro infranqueable que rodea al hermético régimen norcoreano y a la dinastía Kim.

La ausencia en la lista publicada por la agencia estatal KCNA supone el segundo acto importante de Corea del Norte sin la presencia del "líder supremo" desde que el pasado 25 de septiembre se ausentó de la sesión extraordinaria de la XIII Asamblea Popular Suprema (Parlamento) en un hecho sin precedentes.

La última vez que se vio a Kim Jong-un en público fue el pasado 3 de septiembre cuando asistió a un concierto de la banda de chicas Moranbong, la más popular del país en estos momentos.

Su misteriosa desaparición ha provocado diversos rumores en la prensa internacional, desde una supuesta fractura de los tobillos o un ataque de gota hasta un hipotético golpe de Estado o luchas de poder entre diversas facciones del Partido de los Trabajadores.

En todo caso, ninguna de estas especulaciones se ha podido comprobar dado el extremo celo con el que el régimen norcoreano oculta cualquier información relativa a su élite y, en especial, a la familia Kim, objeto de culto en este Estado estalinista anclado en tiempos de la Guerra Fría.

En la vecina Corea del Sur, donde los servicios de inteligencia trabajan en la búsqueda de datos sobre los entresijos políticos del país vecino, el Gobierno afirmó que el mandato de Kim Jong-un "sigue con normalidad" a pesar de su ausencia de la vida pública.

Esta es la misma versión que expusieron altos cargos norcoreanos en una inusual visita al Sur el pasado fin de semana con motivo de la clausura de los Juegos Asiáticos de Incheon, en la que aseguraron a sus homólogos de Seúl que el líder "no tiene problemas de salud".

Sin embargo, en julio Kim apareció cojeando en un acto público retransmitido por la televisión norcoreana KCTV y a finales del mes pasado el mismo medio reconoció que sufría algún tipo de "malestar" sin especificar.

Tal día como hoy el año pasado el líder ofreció sus respetos con las obligadas reverencias a los cuerpos embalsamados de su abuelo y su padre en Kumsusan, y también depositó flores a los pies de las estatuas de bronce de ambos.

La efeméride, una de las más importantes del calendario norcoreano, no es otra que el aniversario del Partido de los Trabajadores, constituido el 10 de octubre de 1945 y que gobierna Corea del Norte desde su fundación en 1948, complementado con el Ejército Popular como brazo militar del régimen totalitario.

Los medios norcoreanos no han revelado este año los actos programados para hoy con motivo del 69º aniversario de la fundación del partido único, mientras en 2013 esta festividad transcurrió sin grandes celebraciones.