• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Países de la Convención Americana de DD HH debatirán cambio sede de la CIDH

El argumento esgrimido para pedir el cambio de sede de la CIDH era la incongruencia de que dicho organismo tenga sus instalaciones en EE UU, país que no ha suscrito el Pacto de San José, principal instrumento sobre los derechos humanos en el continente

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Representantes de países de la región se reunirán desde este martes en Montevideo para debatir, entre otros asuntos, el posible cambio de la sede de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), organismo autónomo de la OEA que funciona en Washington, informaron hoy fuentes oficiales.

A la III Conferencia de Estados Parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos fueron invitados representantes de los 24 países firmantes del Pacto de San José.

No obstante, fuentes de la Cancillería de Uruguay solo confirmaron a Efe la presencia de los cancilleres de Ecuador, Ricardo Patiño; Bolivia, David Choquehuanca, y Haití, Pierre-Richard Casimir, además del jefe de la diplomacia uruguaya, Luis Almagro.

El resto de países estará representado por funcionarios de menor rango, como viceministros o delegados del área de Derechos Humanos, según las fuentes.

El encuentro, que se prolongará hasta el miércoles, se realizará a puerta cerrada y comenzará este martes con un discurso del canciller Almagro.

Las fuentes uruguayas comentaron que la agenda definitiva del encuentro está abierta, aunque uno de los temas a tratar será el del posible traslado de la sede de CIDH, así como el fortalecimiento y la universalización del Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

En la II Conferencia de Estados Parte de la Convención, realizada en mayo del año pasado en la ciudad boliviana de Cochabamba, se planteó mudar de Washington la sede de la CIDH, a propuesta de Ecuador y con el impulso del resto de países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), entre ellos Bolivia y Venezuela.

Según dijo entonces el presidente boliviano, Evo Morales, hace falta una profunda refundación de la Organización de Estados Americanos (OEA) y de algunos de sus organismos autónomos, como la CIDH, para que sean instituciones que "representen a Latinoamérica".

Morales denunció en esa ocasión que la CIDH "quiebra los principios de equidad y de universalidad" y que solo "quiere juzgar a los gobiernos antiimperialistas".

El argumento esgrimido para pedir el cambio de sede de la CIDH era la incongruencia de que dicho organismo tenga sus instalaciones en EE UU, país que no ha suscrito el Pacto de San José, principal instrumento sobre los derechos humanos en el continente.

A la cita del año pasado en Bolivia fueron convocados los cancilleres de los 23 Estados Parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos, pero solo asistieron los de Argentina, Bolivia, Brasil y Ecuador.