• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Congreso pone en marcha maquinaria para desmontar embargo económico

El Comité de Gastos del Senado de Estados Unidos aprobó esta semana una iniciativa legal para facilitar los viajes a Cuba

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Nada más reanudarse las relaciones diplomáticas con Cuba, el Congreso de Estados Unidos puso en marcha la complicada maquinaria para desmontar el embargo económico contra la isla, un proceso que los más optimistas consideran que puede tardar años.

Tres días después de la reapertura de embajadas, el Comité de Gastos del Senado aprobó una iniciativa legal para facilitar los viajes con el apoyo de varios legisladores de la oposición republicana, que es mayoría en las dos cámaras del Parlamento.

El senador republicano Jerry Moran recordó que las sanciones de Washington hacen que la isla sea el único país al que los estadounidenses tienen prohibido viajar. “No tiene sentido que puedan ir a Irán o Siria y no a Cuba”, agregó el senador demócrata Patrick Leahy.

La iniciativa, que incluye el cese de la prohibición que impide a barcos que hayan llevado mercancías a la isla tocar puertos estadounidenses en seis meses, deberá ser aprobada por el pleno del Senado. El republicano Jeff Flake afirmó que hay suficiente apoyo para ello.

Pero la propuesta puede encontrar más oposición en la Cámara de Representantes, donde un mayor número de legisladores son escépticos con la apertura a Cuba, incluido el presidente de la instancia, el republicano John Boehner.

Los defensores de levantar el embargo –algo que depende exclusivamente del Congreso– creen que ayudará a un cambio de la isla hacia el respeto de los derechos humanos y su incorporación a las sociedades democráticas.

“No necesariamente hay que estar de acuerdo con la política del gobierno (de Cuba) o su ideología para entender que el pueblo cubano y el estadounidense se van a beneficiar con esto”, dijo el representante demócrata Raúl Grijalva.

Consciente de la resistencia en el Congreso al levantamiento del embargo, un grupo de legisladores –encabezados por Leahy y Flake– estableció una estrategia gradual empezando con la supresión de la prohibición de viajes, una medida que cuenta con más apoyos.

Pero en ambas cámaras ya hay iniciativas para concretar el fin del embargo. “Creo que la opinión pública va a cambiar de modo que nos persuada (al Congreso) para que se pueda levantar en los próximos dos o tres años”, afirmó Grijalva.