• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Comisión argentina busca esclarecer causa de choque de trenes

Accidente de trenes deja víctimas fatales en Argentina | Agencias

Accidente de trenes deja víctimas fatales en Argentina | Agencias

"Se considera conveniente incorporar en la investigación a distintos actores que por su reconocida capacidad técnica y su carácter institucional coadyuven al esclarecimiento de los hechos en forma inmediata, determinando si se trató de un accidente o de un siniestro", explica un boletín

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Gobierno argentino puso en marcha hoy una comisión de investigación para esclarecer las causas del choque de trenes ocurrido este jueves en la periferia de Buenos Aires, que dejó tres muertos y 315 heridos, y sostuvo que "redoblará la apuesta" para mejorar el servicio ferroviario.

La comisión, de marcado carácter técnico, realizará una investigación independiente de cualquiera iniciada por la Justicia "a los efectos de determinar eventuales responsabilidades", señaló la resolución publicada hoy en el Boletín Oficial.

"Se considera conveniente incorporar en la investigación a distintos actores que por su reconocida capacidad técnica y su carácter institucional coadyuven al esclarecimiento de los hechos en forma inmediata, determinando si se trató de un accidente o de un siniestro", añadió el texto.

La comisión mantuvo hoy su primera reunión con el ministro de transporte, Florencio Randazzo, que defendió como "uno de los mejores del mundo" el sistema de frenado del tren que este jueves ocasionó el accidente.

El siniestro ocurrió en la localidad de Castelar, unos 30 kilómetros al oeste de Buenos Aires, cuando una formación que circulaba con destino a Moreno, en la línea Sarmiento, embistió por detrás a otra que estaba parada en las vías.

"Los frenos eran totalmente nuevos, habían sido cambiados", afirmó Randazzo en declaraciones radiales y agregó que "cada formación recibe un alistamiento antes de salir hecho por profesionales, ingenieros que revisan el funcionamiento de los elementos de seguridad".

"Vamos a redoblar la apuesta. Esto no nos va a hacer bajar los brazos. Trabajamos todos los días muchísimas horas para mejorar el servicio", añadió el titular de la cartera de Transporte, quien advirtió que no es posible cambiar "en un año lo que no se hizo en 50".

El ministro recordó que "no se recibió ningún aviso de falla" e insistió en que la Justicia deberá determinar si el choque de trenes "se pudo evitar" y, en ese caso, "no fue un accidente".

Los guardas de los trenes declararon hoy ante la Justicia no haber notado "nada fuera de lo habitual" antes de la colisión.

Los guardas hablaron en condición de testigos ante el juez a cargo de la investigación, Jorge Rodríguez, y aclararon que no viajaban con los conductores en el momento del accidente.

Rodríguez indagará este sábado por estrago doloso seguido de muerte a los dos maquinistas, que se encuentran detenidos e incomunicados.

Según un comunicado emitido por la empresa, el tren se saltó una señal de precaución y a continuación tres de peligro.

"De acuerdo al reglamento operativo, ante una señal de peligro el conductor debe detener completamente la formación, situación que no ocurrió", indicó la empresa.

De los 315 heridos, continúan ingresadas en distintos hospitales 21 personas, de las cuales tres se encuentran en terapia intensiva, y dos en cuidados intermedios con "buena evolución", informó hoy el viceministro de Salud provincial, Sergio Alejandre.

El servicio de tren de la línea Sarmiento, que une la localidad de Moreno con la capital argentina, se reanudará este sábado, después de que el ministro de Transporte ordenase su suspensión temporal para facilitar las pesquisas policiales.

El Gobierno argentino asumió la gestión de esta línea tras el accidente ocurrido en la estación de Once, una de las más transitadas de Buenos Aires, en febrero de 2012, que dejó 51 muertos y más de 600 heridos.

El Ejecutivo de Cristina Fernández prometió entonces una "revolución del transporte" y anunció la compra de nuevas formaciones y mejoras en el servicio, pero el nuevo siniestro ha reavivado las críticas por el precario estado del sistema ferroviario en Argentina.