• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Cierre de bancos causa estragos en Grecia

Los presidentes de Francia y Estados Unidos, François Hollande y Barack Obama, y la canciller de Alemania, Ángela Merkel, piden que siga el diálogo 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los jubilados griegos acudieron angustiados a las sucursales bancarias cerradas con la esperanza de cobrar sus pensiones, y largas filas se formaron en las cajas automáticas en el primer día en que los griegos sufrieron la imposición de estrictos límites a la cantidad de dinero que puede retirarse de las cuentas bancarias.

Ayer entraron en vigor disposiciones ordenadas por el primer ministro Alexis Tsipras, que el fin de semana convocó a un referéndum para aceptar o rechazar las propuestas de los acreedores a Grecia.

Tras la ruptura de las negociaciones entre Grecia y sus acreedores, el país afronta una de las más agudas crisis económicas en años y se queda sin tiempo para conseguir el dinero que necesita para evitar la bancarrota.

Esos temores desataron la angustia de que ocurriera una corrida bancaria, un caótico impago de la deuda y su salida de la divisa común europea. Como resultado el gobierno impuso un límite de retiro de 60 euros (67 dólares) diarios en cajeros automáticos.

Las medidas se fijaron un día antes de que se venza el plazo para que Grecia haga un pago de 1,6 millardos de euros al FMI. Es improbable que el país pueda cumplir con sus compromisos financieros.

Las bolsas europeas cerraron con fuertes pérdidas por la agudización de la crisis en Atenas y el miedo a que salga del euro. La calificadora Standard and Poor's rebajó la nota de Grecia a CCC-, al considerar que la decisión de Atenas de convocar una consulta para decidir si aceptan el plan de rescate de los acreedores es una mala señal para la estabilidad económica de la nación. Las bolsas de valores en el mundo resintieron el cierre de los bancos helenos.

La canciller de Alemania, Ángela Merkel, atribuyó la interrupción de las negociaciones entre Grecia y el Eurogrupo a la falta de voluntad de compromiso del gobierno de Alexis Tsipras, pero mantuvo abierta las puertas para retomar las negociaciones luego del referéndum si Atenas lo desea.

Los presidentes de Francia y Estados Unidos, François Hollande y Barack Obama, convinieron conjugar sus esfuerzos para favorecer una reanudación de las conversaciones, dijeron fuentes de París.

Cerca de 13.000 griegos llenaron la céntrica plaza Syntagma de Atenas para respaldar el “No” a la propuesta de los acreedores en el referéndum del domingo y apoyar así la línea del gobierno. La concentración tuvo un ambiente festivo y de calma. Los asistentes exigieron el fin de las políticas de austeridad y la autodeterminación del pueblo griego.

En Barcelona, España, medio millar de personas, entre ellos militantes de Podemos, manifestaron su apoyo a Grecia con gritos en contra de la troika y de la austeridad impuesta en los países del sur de Europa.