• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Cataluña pide 410 millones más al Estado español

El portavoz del Ejecutivo regional Francesc Homs, afirmó este jueves que la ampliación del préstamo estatal se destinará a cubrir vencimientos de deudas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Gobierno regional de Cataluña ha pedido prestados 410 millones de euros más al Fondo de Liquidez Autonómico del Gobierno español, cifra que eleva a 5.433 millones de euros el total del préstamo estatal a esa comunidad autónoma del noreste de España.

El portavoz del Ejecutivo regional, Francesc Homs, dijo hoy que la ampliación del préstamo estatal se destinará a cubrir vencimientos de deuda y al pago de facturas pendientes, algunas desde el mes de julio.

Las comunidades autónomas españolas tienen muchas competencias de gobierno, entre otras la gestión de los servicios de sanidad y educación.

Debido a la exigencia de reducir el déficit público, las autoridades regionales, igual que el Gobierno español, han tenido que llevar a cabo fuertes recortes presupuestarios, que han causado malestar social.

Las autonomías deben dejar este año el déficit público en el 1,5 por ciento del PIB.

El presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas, adelantó al 25 de noviembre las elecciones regionales previstas para 2014 para dar paso a un proceso en el que los catalanes decidan sobre su futuro al considerar que "ha llegado la hora" de que esta comunidad autónoma ejerza "su derecho de autodeterminación" para conseguir un Estado propio en una o dos legislaturas.

Antes de adelantar las elecciones, Mas pidió al gobierno que preside Mariano Rajoy un trato fiscal especial para Cataluña, que les permitiera recaudar sus tributos, iniciativa que fue rechazada.

Las actuales autoridades catalanas consideran que la región aporta mucho más de lo que recibe a las arcas comunes del Estado español.

Además, de Cataluña, Andalucía, Castilla-La Mancha, Canarias, Murcia y Valencia también han pedido préstamos del Fondo de Liquidez Autonómico.

Dicho fondo está dotado con 18.000 millones de euros, y pueden acogerse las comunidades autónomas que tengan problemas de financiación, pero con prioridad a los pagos de vencimiento de deuda y a las facturas relacionadas con los servicios a los ciudadanos.