• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Casa Blanca abierta a cambiar o crear ley para acelerar deportación de niños

Inmediaciones de La Casa Blanca, en EE UU / EFE

La Casa Blanca, EE UU / EFE

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, aclaró en su conferencia de prensa diaria que la Administración apoyaría diferentes vías que permitan tratar a los menores procedentes de Centroamérica

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Casa Blanca confirmó hoy que apoya la posibilidad de cambiar una ley de 2008 para acelerar la deportación de los niños centroamericanos que llegan a la frontera sur y también está abierta a la creación de una nueva legislación que avance hacia ese objetivo.

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, aclaró en su conferencia de prensa diaria que la Administración apoyaría diferentes vías que permitan tratar a los menores procedentes de Centroamérica de forma similar a los niños mexicanos que ingresan al país, que sí pueden ser deportados poco después de su llegada.

"Queremos que el secretario de Seguridad Nacional (Jeh Johnson) pueda tener la flexibilidad suficiente para repatriar a los individuos que no cumplan los requisitos legales para permanecer en el país", indicó Earnest.

"Ese es el objetivo que queremos ver, ya sea modificando la ley de 2008 o simplemente escribiendo una nueva ley que daría más autoridad y capacidad de decisión al secretario de Seguridad Nacional. Los detalles son importantes, pero cualquiera de esos enfoques funcionaría si tienen ese objetivo", agregó.

La citada ley de 2008 exige que la Patrulla Fronteriza entregue al Departamento de Salud a aquellos niños indocumentados que crucen el límite del país y cuya nación de origen no comparta frontera con EE.UU., en lugar de deportarlos de inmediato.

Esa legislación se firmó en momentos en que "no estaban llegando niños centroamericanos en las cantidades en que llegan ahora" y tenía como fin protegerlos del tráfico de personas, según explicaron a Efe fuentes de la Casa Blanca.

Algunos legisladores republicanos han abogado por modificar la ley de 2008, pero varios demócratas se oponen rotundamente, entre ellos los pertenecientes al caucus hispano en la Cámara baja, por considerar que eso podría vulnerar el derecho al debido proceso de los menores.

Earnest aseguró hoy que si se acelerara la deportación de los menores "ciertamente se garantizaría que reciben el debido proceso al que tienen derecho" con el fin de protegerlos de posibles traficantes de personas, pero ese proceso sería más rápido.

La Casa Blanca sigue instando al Congreso a aprobar la solicitud de 3.700 millones de dólares que el presidente Barack Obama hizo a comienzos de este mes para aumentar la seguridad en la frontera y los recursos en las instalaciones de acogida a los menores, aseguró Earnest.

Pese a la creciente oposición republicana a esa propuesta, Earnest defendió que el plan contiene muchos elementos que ese partido "ha pedido" ante la "urgente situación humanitaria en la frontera", y confió en que el Congreso "actúe pronto" para aprobarlo.