• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Brasil removió embajador de la embajada de La Paz

El presidente de la comisión de Relaciones Exteriores del Senado calificó a Bolivia como una dictadura disfrazada de democracia.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Gobierno de Brasil destituyó a su embajador y al encargado de negocios de su delegación diplomática en La Paz, tras la  fuga de un senador opositor de Bolivia que estuvo asilado en la embajada durante 15 meses

El diplomático Marcel Fortuna Biato y el responsable de negocios Eduardo Saboia fueron trasladados a la secretaría de Estado del ministerio de Relaciones Exteriores en Brasilia.

Saboia colaboró en el escape del congresista Roger Pinto y aunque Biato no se encontraba en La Paz cuando ocurrieron los hechos, la presidente Dilma Rousseff  envió un mensaje al Senado solicitando la suspensión del proceso que lo designaría como próximo representante de la embajada en Suecia.

El encargado de negocios justificó su ayuda a Pinto por motivos humanitarios ya que el parlamentario estuvo encerrado en una habitación de 20 metros cuadrados durante más de 450 días, a la espera de un salvoconducto de Bolivia para asilarse en Brasil, que nunca llegó y el gobierno de Evo Morales le negaba la autorización para abandonar el país.

Durante la fuga, Saboia acompañó a Pinto en un viaje La Paz a Corumbá, en la frontera entre ambos países, mientras eran escoltados por otro automóvil diplomático en el que abordaban dos fusileros navales de Brasil armados, reseño un diario del estado de Sao Paulo.

En medio de la polémica, el presidente de la comisión de Relaciones Exteriores del Senado de Brasil, Ricardo Ferraço, consideró que Pinto no puede ser deportado porque tiene un pedido de refugio en trámite.

Ferraço además calificó a Bolivia como una  dictadura disfrazada de democracia alegando que el jefe de Estado de la nación no respetó la decisión de Brasil de conceder asilo a un ciudadano.

"Yo ya me había reunido en Bolivia con algunos parlamentarios, y me habían contado que quien hace oposición allá es señalado de corrupto, y me hablaron del caso del senador Pinto", sostuvo.

Además criticó que en los últimos años la diplomacia de Brasil perdiera prestigio y disminuyera su protagonismo en el ámbito internacional.

“Con el presidente (Luis Inacio) Lula da Silva Brasil tenía protagonismo internacional, y también con Fernando Henrique Cardoso (su predecesor). Pero durante el gobierno de la presidente Dilma Rousseff lo hemos perdido relativamente", aseguró.

Ferraço abordó también el tema de la destitución  del ahora ex canciller Antonio Patriota y estimó que sería una cobardía culparle por el  incidente.

"Patriota actuó orientado por su Gobierno, pero le faltó vibración e indignación frente a la situación de Pinto”, aseguró.