• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Latinoamérica rechaza el espionaje

Iris Varela, ministra para servicios penitenciarios | AVN

Iris Varela, ministra para servicios penitenciarios | AVN

La ministra de Asuntos Penitenciarios, Iris Varela, llamó a cerrar las cuentas de Facebook porque a través de ellas se espía

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La indignación por la denuncia de espionaje que reportó el diario brasileño O Globo por la vigilancia que tenía Estados Unidos a naciones latinoamericanas y en especial a Brasil, Colombia, México y Venezuela hizo que muchos gobiernos de la región manifestaran su malestar y exigieran a Washington explicaciones por lo ocurrido.

Los documentos que reveló Edward Snowden, ex contratista de la Agencia de Seguridad Nacional estadounidense, se refirieron entre otras cosas a una intensa investigación del sector petrolero de Venezuela, así como en Colombia con temas relacionados al narcotráfico y la guerrilla, en México sobre asuntos políticos y el narcotráfico.

Según lo revelado por Snowden, el Servicio Especial de Recolección de Información operó desde las capitales de Brasil, Colombia, México, Panamá y Venezuela y se utilizó un programa denominado Silverzephyr con el que se acceden a llamadas telefónicas, faxes y correos electrónicos.

Además la vigilancia se extendió a Argentina, Ecuador, Costa Rica, Chile, El Salvador, Honduras, Panamá y Perú.

Inmediatamente los dirigentes de las naciones afectadas y sus congresos han demandado respuestas. Sin embargo, el Gobierno de Venezuela ha mantenido silencio sobre el asunto. Sólo la ministra de Asuntos Penitenciarios, Iris Varela, ha emitido un comentario al respecto:

“Compatriotas: cancelen sus cuentas en facebook ya que sin saberlo han trabajado gratis como informantes de la CIA! Revisen caso Snowden!”, dijo a través de Twitter.

El Gobierno de Colombia demandó explicaciones a Estados Unidos y señaló que ve con preocupación lo reportado por medios internacionales, mientras que el Congreso de México exigió al presidente Enrique Peña Nieto que pida explicaciones precisas y urgentes a Washington.

Las naciones de Mercosur expresaron su malestar. El Comité de Relaciones Exteriores del Congreso de Brasil anunció que citará al embajador de Estados Unidos, Thomas Shannon, para hablar sobre lo ocurrido, mientras el gobierno de Dilma Rousseff informó que investigará si se violó la privacidad de sus ciudadanos, aunque rápidamente aclaró que esto no empañara las relaciones con Washington.

Por su parte, la presidente de Argentina, Cristina Fernández, dijo que espera que mañana en la reunión del bloque –en el que están Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela– los dirigentes se pronuncien por el caso.

El mandatario de Perú, Ollanta Humala, afirmó que los reportes preocupan. “Nosotros estamos en contra de este tipo de actividades de espionaje”. Mientras que su par de Costa Rica, Laura Chinchilla aseguró que se debe abrir un debate internacional sobre el tema.

Las cancillerías de Ecuador y Paraguay también reaccionaron. En la Asunción, el ministro de Exteriores de Paraguay, José Félix Fernández, calificó de condenable el hecho eventual de un espionaje a su país. Mientras que en Quito su homólogo, Ricardo Patiño, alertó que las prácticas de espionaje tienen como finalidad desestabilizar gobiernos.


Reunión

La comisión de control del Parlamento alemán analizará en sesión extraordinaria el presunto espionaje masivo de Estados Unidos cuando concluya el viaje de dos días del ministro de Interior, Hans-Peter Friedrich, a Washington para esclarecer esa cuestión.

Los grupos parlamentarios conservador y liberal –la coalición de gobierno de la canciller Ángela Merkel– anunciaron la convocatoria de esa reunión, que tendrá lugar el 17 de julio y que sigue a la mantenida la pasada semana.