• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Ban Ki-moon dice que congelar el conflicto de Ucrania no beneficia a la gente

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon / EFE

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon / EFE

El secretario general de la ONU manifestó que la situación en Ucrania "se encamina hacia un largo y complejo conflicto, que amenaza el progreso y la estabilidad del país y de sus vecinos"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, advirtió que congelar el conflicto en el este de Ucrania no es una solución ni beneficia a los habitantes de los territorios afectados por la guerra, en una entrevista publicada hoy por la agencia rusa Interfax.

"Es una ilusión creer que esta crisis puede resolverse por la vía militar o que es un beneficio para la gente dejarlo en estado congelado, indeterminado", dijo Ban en vísperas de su llegada a Moscú para participar en los actos que conmemorarán el próximo 9 de mayo la victoria soviética sobre la Alemania nazi.

El secretario general de Naciones Unidas manifestó que la situación en Ucrania "se encamina hacia un largo y complejo conflicto, que amenaza el progreso y la estabilidad del país y de sus vecinos".

"Esta crisis sólo puede resolverse mediante auténtico diálogo, con la condición de que todas las partes cumplan con los compromisos asumidos para una solución pacífica", subrayó Ban.

Representantes del Gobierno ucraniano y de los separatistas prorrusos se reúnen hoy en Misnk después de que la situación en el este de Ucrania empeorara sensiblemente durante el fin de semana, en el que la artillería ha vuelto a actuar contra la ciudad de Donetsk, principal bastión de los sublevados.

La reunión será a puerta cerrada y no está previsto que sus participantes hagan declaraciones a la prensa a su conclusión, anunció hoy el Ministerio de Asuntos Exteriores bielorruso.

Los separatistas esperan que en dicha reunión comiencen su labor los grupos de trabajo para la aplicación del aspecto político de los acuerdos suscritos el pasado 12 de febrero tras una larga negociación entre los presidentes de Rusia, Ucrania, Alemania y Francia.

La aplicación de estos acuerdos se ha estancado en su aspecto político, ya que Ucrania ha aprobado una ley de autonomía para las zonas controladas por los separatistas, pero puso como condición la celebración de elecciones locales, lo que es rechazado tanto por los rebeldes como por Moscú.

A pesar que desde el pasado 15 de febrero rige en la zona del conflicto un alto el fuego acordado en los Acuerdos de paz de Minsk, los dos bandos se acusan continuamente de violar el cese de las hostilidades.