• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Aumenta la tensión en frontera entre República Dominicana y Haití

Un camionero dominicano fue herido de una pedrada en un poblado haitiano fronterizo y atropelló accidentalmente a una niña

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La tensión aumentó hoy en comunidades fronterizas de Haití y República Dominicana con un nuevo incidente que envolvió a un conductor de vehículos pesados dominicano que, tras ser golpeado por una piedra en territorio haitiano, perdió el control y causó la muerte de una niña.

El transportista dominicano Carlos de León fue impactado por una piedra que lanzaron manifestantes haitianos en la localidad de Ouanaminthe (noreste de Haití). La Policía haitiana arrestó al chófer dominicano y, de acuerdo a versiones de sus compañeros, el organismo se niega a trasladarlo a un centro médico para curarles sus heridas.

Ante esa situación, transportistas dominicanos bloquearon hoy la calle principal que da acceso al mercado bilateral que se celebra en la ciudad dominicana de Dajabón (noroeste), los lunes y viernes, en el que miles de comerciantes y compradores hacen negocios.

Los dominicanos piden la liberación de su compatriota para que pueda recibir las atenciones médicas adecuadas por las agresiones de que fue víctima en Haití. La gobernadora de Dajabón, Ramona Rodríguez; el alcalde Miguel Tatis; el comandante de la Policía, coronel Francisco Colón; el responsable del Cuerpo de Seguridad Fronteriza Terrestre en la zona, Santiago Gómez, y el vicecónsul dominicano en Ouanaminthe, Marciano Mateo Espinosa, convocaron hoy de urgencia a una reunión con los chóferes para discutir la situación que prevalece en la frontera dominicano-haitiana.

Las autoridades de Dajabón informaron que gestionan un encuentro “urgente” con sus pares de Haití para tratar de buscar amigablemente una salida a los conflictos que han surgido en los últimos tres días.

Hoy las protestas continuaron en Fort Liberté, Ouanaminthe y otros poblados haitianos cerca de la frontera dominicana, en reclamo de energía eléctrica, agua potable, arreglo de calles y presionando a las autoridades haitianas para que reduzcan los impuestos que cobran a los productos que adquieren en territorio dominicano.

El comerciante haitiano, Jeanette Montolío, dijo a periodistas que las autoridades de su país están cobrando el doble de lo que cuesta un artículo que compran en República Dominicana y que como sus compatriotas no pueden pagar ese impuesto, terminan perdiendo las mercancías, porque se las incautan.

La Policía de Haití ha ocupado las ciudades de Ouanaminthe y Fort Liberté, donde las protestas han dejado al menos dos muertos y más de 20 heridos. El senador opositor del Departamento Noroeste de Haití, Jean Batiste-Bien Aimé, dijo a medios radiales haitianos captados en Dajabón, que las protestas surgieron en Fort Liberté en reclamo de que se les suministre energía de una subestación que existe en un pueblo cercano conocido como Coral y por otras demandas sociales.