• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Aplazan al 2 de febrero reinicio de diálogos entre Gobierno colombiano y FARC

Los negociadores de paz de las FARC, en una conferencia de prensa en noviembre pasado en La Habana | Foto: La Nación

Los negociadores de paz de las FARC, en una conferencia de prensa en noviembre pasado en La Habana | Foto: La Nación

Habrá importantes novedades en La Habana en esta ocasión, pues será la primera vez que las partes se sienten a negociar tras el alto el fuego unilateral e indefinido iniciado por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) el 20 de diciembre

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarais de Colombia (FARC) aplazaron del 26 de enero al 2 de febrero el reinicio de sus diálogos de paz en La Habana tras el receso de la Navidad, confirmaron hoy a Efe fuentes oficiales.

Las mismas fuentes enfatizaron que en el proceso de paz es habitual que las partes muevan los calendarios ante diferentes eventualidades, por lo que este aplazamiento se engloba dentro de la normalidad.

Con las nuevas fechas, el ciclo 32 de los diálogos se extenderá del 2 al 12 de febrero, días en los que las partes continuarán con el actual punto de discusión, el cuarto de la agenda, referido al reconocimiento y reparación de las víctimas.

Habrá importantes novedades en La Habana en esta ocasión, pues será la primera vez que las partes se sienten a negociar tras el alto el fuego unilateral e indefinido iniciado por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) el 20 de diciembre.

Por la otra parte, los negociadores del presidente Juan Manuel Santos llegan con dos nuevas e importantes órdenes: acelerar los diálogos de paz y abordar "lo más pronto posible" un alto el fuego bilateral y definitivo con la guerrilla para conseguir un acuerdo final de paz, que el mandatario espera sea este año.

Desde que comenzaron las negociaciones en noviembre de 2012, el Gobierno y las FARC han alcanzado preacuerdos en tres de los cinco puntos de la agenda negociadora, referidos a tierras, participación política y drogas y cultivos ilícitos.

Se espera que junto con el punto de víctimas las partes aborden simultáneamente el siguiente y último apartado para firmar la paz, referido al desarme y la desmovilización de los guerrilleros.