• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Agenda de diálogo no refleja situación del país

Para Rodríguez Zapatero el tiempo apremia | Foto Cortesía OEA

Para Rodríguez Zapatero el tiempo apremia | Foto Cortesía OEA

Internacionalistas consideran que en la sesión extraordinaria de la OEA no se mencionaron expresamente temas de orden social, así como tampoco la voluntad de cambio por parte de los venezolanos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

A pesar de que la agenda de diálogo para Venezuela, presentada ayer en la sesión extraordinaria de la Organización de Estados Americanos por el ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero, destaca como prioridad agotar el conflicto y la controversia entre las instituciones del país, internacionalistas consideran que no se mencionaron expresamente temas de orden social como la crisis humanitaria ante la escasez de alimentos y medicinas, así como tampoco la voluntad de cambio por parte de los venezolanos.

La embajadora y profesora de derecho internacional público de la Universidad Católica Andrés Bello, Milagros Betancourt, expresó que se trata de una agenda dictada por el gobierno que “no refleja la situación del país”. Manifiesta que existe disparidad entre lo que Zapatero piensa y la aspiración de los Estados miembros de la OEA: “No podemos seguir estirando el proceso de diálogo. Él tendrá que ver cómo encauza la agenda con lo que los países están dispuestos a apoyar: un diálogo eficaz, rápido e inclusivo”.

El profesor de derecho internacional, Adolfo Salgueiro, explicó que este mecanismo no evidencia las directrices de la oposición ni la del gobierno. A su juicio, Zapatero presentó lo que considera que puede ser razonable para el diálogo en Venezuela. “Acercamiento habrá cuando este proceso converja en una agenda que toque los diferentes temas y cuando los actores políticos acepten el diálogo”.

En cuanto a la propuesta de la delegación de Argentina de crear un grupo de amigos que acompañe la gestión de los ex presidentes Rodríguez Zapatero, Leonel Fernández (República Dominicana) y Martín Torrijos (Panamá), Betancourt manifestó que se trata de una acción viable: “Hay que buscar mecanismos de ayuda como el aporte de la comunidad internacional, que conduzca a un diálogo real, oportuno. Nosotros solos no vamos a poder”.

Con respecto a lo que será el debate de mañana cuando la OEA decidirá si se aplica la Carta Democrática a Venezuela, Betancourt piensa que los Estados miembros del organismo van a mantener las posiciones que han ido reflejando desde que el secretario general Luis Almagro invocó este recurso en mayo.