• Caracas (Venezuela)

Mitzy Capriles de Ledezma

Al instante

Las banderas del cambio

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ya la Unidad formalizó las candidaturas que enarbolarán las banderas del cambio que necesita con urgencia Venezuela. Un cambio hacia la libertad en democracia. Con posibilidades de vivir sin el miedo que aterroriza a todas las familias del país en el cual los asesinatos arrollan hasta a los propios miembros de los cuerpos de seguridad del Estado, patética realidad que incrementa la angustia existencial de cualquier ciudadano que se pregunta, con toda la razón del mundo: ¿si los propios policías están acorralados por el hampa, qué queda para los vecinos de barriadas y urbanizaciones de cualquier poblado venezolano?

Nuestros candidatos postulados a la Asamblea Nacional no saldrán a prometer lo imposible, mucho menos a especular con las desgracias de las familias venezolanas. Se trata, eso sí, de demostrarles a los electores, que no se producirá ningún cambio y desde luego, que no avanzaremos para dejar atrás esta historia de calamidades, si no partimos o iniciamos la reconstrucción de las instituciones de la Nación. Y el rescate del parlamento es un buen punto de promoción de ese cambio en democracia.

Será un frenazo a los abusos, a la arbitrariedad y la demostración de que un pueblo habilitado moralmente y con determinación, puede abrirse caminos en medio de tantas desventuras. Contar con un foro legislativo al servicio de la legalidad, y subordinado solamente a los principios constitucionales, es una manera de dar vuelta al entramado en el que la separación de poderes es un artificio para que se reencuentre con la vitalidad con que deben desenvolverse los entes cuya autonomía es esencial para que afirmemos con propiedad que disfrutamos de una auténtica democracia, porque de prorrogarse la caricatura de parlamento que hoy solo sirve a los intereses de este régimen, también retrasará las soluciones a los problemas del desabastecimiento, la inflación, la inseguridad, la corrupción, y la impunidad continuará siendo el manto que resguarde a los que se aprovechan irregularmente de los poderes públicos.

Superados los obstáculos que hasta la presente fecha ha colocado maliciosamente el régimen tratando de romper la Unidad, sembrando intrigas y despachando “resoluciones sobrevenidas” desde las dependencias que deberían estar al servicio de todos los venezolanos y no ser activadas como pistolas en manos de “gatilleros” que disparan a mansalva contra los factores aglutinados en la Unidad, avanzamos a la contundente victoria del próximo 6 de diciembre.