• Caracas (Venezuela)

Mitzy Capriles de Ledezma

Al instante

Pruebas manipuladas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Aun cuando el Ministerio Público haya acusado a Antonio Ledezma de conspiración y asociación para delinquir, previstos en el Código Penal y la Ley Orgánica contra la Delincuencia Organizada, técnicamente no hay delito alguno que se le pueda imputar. Esta decisión está plagada de inconsistencias legales. La defensa de Antonio, integrada por los abogados Omar Estacio y José Fernando Núñez, sostiene que la privativa de libertad es totalmente arbitraria, y que es imposible que al alcalde se le juzgue por un delito que implica fines económicos, toda vez que la asociación para delinquir constituye un delito de esas características, y así está establecido en la Convención de Palermo. La Ley contra la Delincuencia Organizada es denominada Ley Antimafia por esa Convención para ponerle fin a delitos de naturaleza económica.

En la imputación fiscal no se podía, ni siquiera de soslayo, aducir que la supuesta comisión de la conspiración de Antonio Ledezma perseguía un fin económico, de manera que es imposible, desde el punto de vista jurídico, pero este argumento que es sólido y producto, además, de un elemental sentido común, desafortunadamente no fue escuchado ni por la representación del Ministerio Público ni por el juez que dictaminó sobre este asunto.

Es muy lamentable que la Fiscalía haya insistido en una acusación basada en hechos falsos, en pruebas manipuladas y en argumentaciones jurídicas que contradicen jurisprudencias del Tribunal Supremo de Justicia, y más grave aún es que la Fiscalía en esta nueva actuación mutiló actas del expediente, con lo que se le vulneran al alcalde Ledezma sus derechos constitucionales.

Por otra parte, mucho nos complace que ya sean nueve los expresidentes iberoamericanos que se unen a la defensa de Ledezma. El más reciente en adherirse fue el uruguayo Luis Alberto Lacalle, quien explicó que con esta decisión no pretende introducirse en asuntos internos de Venezuela, aunque sí preocuparse por la situación personal de dirigentes políticos, colegas de profesión y que se respete el derecho de disentir y opinar. Este frente está integrado, además, por Felipe González y José María Aznar (España), Fernando Henrique Cardoso (Brasil), Andrés Pastrana (Colombia), Sebastián Piñera (Chile), Felipe Calderón (México), Alan García y Alejandro Toledo (Perú).

Destacó el expresidente uruguayo que adelanta conversaciones con diferentes políticos latinoamericanos para crear un frente de líderes internacionales que trabaje para conseguir la liberación de Antonio Ledezma, de Leopoldo López y los demás presos políticos.