• Caracas (Venezuela)

Mitzy Capriles de Ledezma

Al instante

Preocupación mundial

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Senado de Brasil aprobó el pasado miércoles solicitar la activación de la Carta Democrática en Venezuela. Hace unos meses pensar en eso era una quimera. La comunidad internacional está alarmada ante el golpe judicial del TSJ contra la Asamblea Nacional. Ya no es solo el cacareado decreto del presidente de Estados Unidos, ahora se suma el Senado de Brasil tras aprobarse la solicitud hecha a la presidente  de ese país, Dilma Rousseff, para que se active el Protocolo de Ushuaia y la Carta Democrática Interamericana de la OEA. Eficiente diligencia de los diputados Luis Florido y William Dávila.

Dentro del país también se producen decisiones, como lo discutido y aprobado por la Asamblea Nacional durante el debate del pasado jueves sobre la sentencia del TSJ. La mayoría calificada pidió activar la Carta Democrática y declarar “inválida” dicha decisión ya que el TSJ violó el artículo 40 de su propia ley, que exige la firma de las dos terceras partes de los magistrados de la Sala Constitucional, un hecho que no se llevó a cabo y hace inexistente la sentencia. Esto indica que  es una sentencia inválida, inexistente y no vinculante.

 La Alianza Parlamentaria Democrática de América (APDA), conformada por senadores y diputados de toda América Latina, emitió un pronunciamiento condenando esa barrabasada del TSJ de Venezuela. Ayer regresé de República Dominicana después de recibir de manos del nuevo presidente de la Federación Latinoamericana de Ciudades, Municipios y Asociaciones de Gobiernos Locales –Flacma–, Rafael Hidalgo, un manifiesto de apoyo a los alcaldes presos en Venezuela, en el que se solidarizan con sus homólogos y exigen su liberación.  

Alcaldes de más de 20 países que participaron en la sesión, manifestaron su preocupación por la situación que se vive en Venezuela tras un año de detención del alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, y de otros jefes de gobiernos locales, a pesar de haber sido elegidos mayoritariamente por la voluntad popular.

En Europa más de 1.200 juristas califican de nulo el juicio contra Leopoldo López. Los periodistas del mundo no dejan de sorprenderse cuando relatamos  que los editores Rafael Poleo, Alberto Federico Ravell y Miguel Henrique Otero se encuentran en el exilio por sus opiniones.

Se paraliza la producción de avena, compotas, harina, café, azúcar, no hay agua y la sarna pica por todas partes. Los apagones son más recurrentes. La salud en bancarrota y la inseguridad matando a quien le da la gana. En definitiva, este gobierno no sirve, tiene los motores fundidos.