• Caracas (Venezuela)

Mauricio Palacios

Al instante

Spray mágico

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

…A ninguno de ellos les importa la gente

como jugando a los vaqueros en Puente Llaguno

unos cuantos pistoleros matarán inocentes

Canserbero, Visiones

En la novela de Philip K. Dick, Ubik, el riesgo de estar metido en la cabeza de alguien más es el terror existencial que motiva la narración. Este tema antes ya estaba en una novela de Dick, en Ojo en el cielo. De la mente de un personaje a otro se configura la realidad. La realidad podría ser una emanación de la mente, un solipsismo, algo platónico, pero la realidad siempre golpea. Afortunadamente no estamos en una novela de Philip K. Dick. La realidad golpea, es un hecho.

Muchos gusanos agarran la bandera de “causas justas” de la humanidad para enclosetar sus ansias de poder. Antaño los magos y hechiceros detentaban el poder mediante la supuesta manipulación de los elementos, de manera que ejercían teocracias desde las cuales dominaban a sus pueblos. Los métodos y medios cambian, los fines son los mismos.

Algunos gusanos pretenden que defender una “causa justa” es un spray mágico que elimina la podredumbre. Venezuela es una distopía y una novela de ciencia ficción. Alguna vez charlé con un gringo responsable que decía no volvería a consumir drogas en Suramérica, ya que esto beneficiaba a guerrillas asesinas, juegos de poder sucios y Estados totalitarios y corruptos. Hablando de Suramérica en general. Y hablando de Estados totalitarios y gobiernos corruptos, cuando unos cerdos encaramados en el poder se apoderan del chiquero, los demás animales siempre se verán perjudicados.

¿La etapa de gobierno chavista es realidad, una proyección mental, una ilusión mediática o fuegos artificiales de un caudillo de película de ciencia ficción?

Los precios del dólar que ahora vemos no beneficiarán ninguna “causa justa”, sino a unos pocos vivos. Como decía el poeta:

(…)Usura oxida el cincel

Oxida la obra y al artesano

Corroe el hilo en el telar

Nadie hubiese aprendido a poner oro en su diseño;

Y el azur tiene una llaga con usura;

se queda sin bordar la tela.

No encuentra el esmeralda un Memling

Usura mata al niño en el útero

No deja que el joven corteje

Ha llevado la sequedad hasta la cama, y yace

entre la joven novia y su marido (…)

Ezra Pound, Cantar XLV

 

Poner un retrasado mental en una propaganda o hablar de feminismo no es un spray mágico que lave la sangre. Hablar como una analfabeta en televisión tampoco. Oh, y hablar de nacionalismo tampoco arregla el precio de los bienes básicos. Si es que se consiguen.