• Caracas (Venezuela)

Más Deportes

Al instante

Hamilton escribe su leyenda

Lewis Hamilton a su llegada al All England Club, sede del torneo de Wimbledon | Foto Cortesía Mirror

Lewis Hamilton a su llegada al All England Club, sede del torneo de Wimbledon | Foto Cortesía Mirror

El piloto inglés de Mercedes ganó ayer en Austin y aseguró su tercer título mundial, igualando a su ídolo Ayrton Senna, Niké Lauda y Jackie Stewart

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El inglés Lewis Hamilton (Mercedes), que ayer se proclamó campeón del mundo de Fórmula 1 por tercera vez, se ha convertido en un icono de este deporte por méritos propios. Al desoír consejos de expertos acertó al cambiar de equipo e inmortalizó en la categoría reina el número 44.

Tras ganar el campeonato de las Series GP2 en 2006, Hamilton debutó en Fórmula 1 en 2007, con McLaren y al lado del español Fernando Alonso, que venía de convertirse, con Renault, en el doble campeón mundial más joven de la historia.

Por su talento y el color de su piel, el chico de Stevenage estaba llamado a representar en Fórmula 1 lo mismo que el estadounidense Tiger Woods en el mundo del golf.

Con Alonso lejos de Woking, al año siguiente Hamilton ya se convertía en indiscutible rey y señor de una escudería que afirmaba llevar "en la sangre". Mejoró en uno los cuatro triunfos de 2007 y le birló el título, ante su público paulista y en la última curva, al brasileño Felipe Massa, al que superó en un punto.

2014 se convirtió en el primer año de la dictadura deportiva de Mercedes, nuevo equipo de Hamilton y que tomaba el testigo de Red Bull. Tras retirarse en la carrera inaugural, en Australia, el inglés encadenó en las siguientes pruebas cuatro victorias que aumentaría a once para ganar su segundo título, que no pudo festejar hasta la última etapa, en Abu Dhabi, donde se estrenó -para retirarse justo después- la regla de puntuación doble en la última etapa del año.

En la primera temporada en la que los pilotos podían elegir el número de su coche, sin la obligación de portar el '1' de campeón, Lewis inmortalizó el '44' con el que acaba de repetir título.

Si el año pasado hubo lugar a dudas y se establecieron claras reglas internas de no agresión, 2015 sirvió como confirmación definitiva de que el líder indiscutible de Mercedes es Hamilton. A bordo de un carro muy dominante, no hay nadie que pueda discutirle su talento. Hamilton ya es un mito.


A la caza de Vettel


Lewis Hamilton firmó en Austin, con su victoria 43, la tercera mejor marca histórica de triunfos en F1, deshaciendo el empate que le unía a Vettel desde hace dos semanas, cuando superó las 41 de su ídolo Ayrton Senna, fallecido en 1994 tras ganar tres títulos. Hamilton empató también las tres coronas de uno de sus jefes, Niki Lauda y las del escocés Jackie Stewart, único británico que presumía de triplete. Se colocó a la altura de Jack Brabham y Nelson Piquet. Sólo tiene por delante a Vettel y Alain Prost, con 4 títulos, Juan Manuel Fangio, 5, y Michael Schumacher, 7.