• Caracas (Venezuela)

Mario Guillermo Massone

Al instante

Mario Guillermo Massone

2016: la vuelta a la razón

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Pensé escribir hoy sobre la Cumbre de las Américas. Iba a titular mi artículo: “¿La cumbre de las rameras?”. Claro. De algunas. Pero frustré mi intención, pues lo que hoy escribo es más importante. De hecho, es lo que más importa. Lo primero.

Así como al loco le colocan la camisa de fuerza cuando le da un episodio violento, irracional, así la constitución política de una nación es la camisa de fuerza para que el poder se mantenga racional. No puede permitirse ni tolerarse un poder irracional, como el de la tiranía roja, en Venezuela, que actúa cual loco agresivo cuyos episodios incrementan.

Si me dieran la agenda de la cumbre en blanco, y dándome una pluma, me dijeran: “¿Cuál es el primer punto, el más importante que pondrías en esta agenda de la cumbre? ¡Escribe!”, la tomaría en mi mano derecha y escribiría: “La vuelta a la razón en Latinoamérica”. Y lo haría entre signos de exclamación. En imperativo.

El verdadero proyecto de Chávez et al., era el del Foro de Sao Paolo. Un proyecto de la toma del poder racional para transitar la metamorfosis al poder irracional. Al totalitarismo, adaptado a esta época globalizada. Un proyecto que asalta la razón y anula la libertad. Esto es, un proyecto inhumano.

Vinculados de hecho y de derecho al terrorismo, al fundamentalismo y a todo lo que hoy se constituye en la disidencia global en contra de la razón, el debate y la acción internacional pasan por reconocer este hecho como punto de partida, para entonces, y solo entonces, ver cómo es que vamos a lograr la vuelta a la razón.

2016, así lo bautizo desde ya, es el año de la vuelta a la razón. Trabajaremos para que tenga consecuencias cósmicas en lo humano. 2016. 2.400 años de razón. 2.400 años de Aristóteles. 2.400 años de política y de negación de la despótica. 2.400 años de racionalidad y libertad. De los bienes humanos: conocimiento, racionalidad práctica (phronesis), amistad, sociabilidad, familia, trabajo, religión, arte… ¡Paideia! De justicia política.

Los venezolanos hemos de adelantarnos y reivindicar la razón desde ya. Nuestra paideia (cultura) está muy golpeada. Solo fortaleciendo nuestro conocimiento y cultura prevaleceremos sobre lo irracional y reconquistaremos la civilidad, el derecho, la paz.

Votar racionalmente, actuar en uso de la razón, ¡pensar!, hablar con la cabeza y el corazón y no con las vísceras y el órgano sexual. Terminar de abandonar la intriga para convertirnos en constructores de cambio al rescate de la verdad, el bien y la justicia. ¡Razón y libertad!