• Caracas (Venezuela)

Juan Barreto

Al instante

Cátedra Hugo Chávez

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La revolución es un proyecto de transformación profunda que requiere de una verdadera ruptura con las viejas estructuras sociales, se organiza en distintos dispositivos de acción, los cuales son la modificación de la estructura política, así como la modificación del sujeto político operante y actor en esas nuevas estructuras políticamente revolucionadas.

La revolución se construye y define a partir de la diversidad, de la inclusión de los múltiples y diversos, de aquellos tradicionalmente definidos como sujetos periféricos, ahora convertidos en protagonistas del proceso; protagonismo que solo puede darse mediante la acción cooperativa, recíproca y la corresponsabilidad entre el individuo, sus colectivos y el Estado, la superación del Estado anterior: interventor, normativista, y su sustitución por un Estado revolucionario que contenga a esos colectivos e individuos emancipados o en proceso de emancipación.

Fue con la llegada de la revolución bolivariana que se iniciaron una serie de procesos de transformación de la organización de la sociedad, su adecuación a formas más justas y equitativas, de reconocimiento, visibilización y vindicación de los/as históricamente excluidos y explotados por el sistema, hecho que se concretaría en la necesidad de una transición de la sociedad venezolana hacia un modelo socialista.

Este socialismo se fundamenta en la transformación del modelo económico productivo, mediante el trabajo liberador y la recuperación del valor del trabajo, donde las trabajadoras y los trabajadores desarrollan sus capacidades creativas y creadoras, aunado al desarrollo de un sistema político participativo y protagónico organizado en el poder popular, así como, el establecimiento y desarrollo de nuevas relaciones sociales basadas en valores y ética orientadas a incentivar una cultura productiva y solidaria.

Ha sido en este contexto de implosión de las estructuras, que el discurso del presidente Hugo Rafael Chávez Frías ha contribuido al desarrollo de los avances de carácter ideológico, discursivo y práctico en lo que respecta la situación social de los venezolanos y las venezolanas, quienes se han integrado significativamente al proceso revolucionario y con ello han logrado una progresiva revolución de su experiencia social, política, económica y cultural, así como la posibilidad de ejercer resistencia frente a los embates de la deshumanización del imperialismo.

No obstante, pese a que hoy el dolor y consternación nos embarga por la desaparición física del presidente Hugo Chávez, este debe transformarse en fortaleza para la profundización del proceso revolucionario y motor de lucha para alcanzar la patria grande, libre y soberana por la que dio su vida.

Es por esta razón que el complejo partidario y movimiento Redes a instaurado su propia cátedra de formación Hugo Chávez, en el espacio que concierne el poder popular, a los movimientos sociales y colectivos que luchan por una participación activa bolivariana y chavista en el porvenir de la revolución bolivariana, a fin de visibilizar, difundir y mantener vivo el pensamiento revolucionario del Comandante, así como, capacitar a los/as camaradas para el ejercicio revolucionario y la reproducción del pensamiento emancipador en los diferentes espacios en los que se desenvuelven.