• Caracas (Venezuela)

Ignacio Serrano

Al instante

Los giros impensados en el cambio de Mark Trumbo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ningún venezolano cambió de equipo en el pacto realizado entre Arizona y Seattle, esta semana. Y sin embargo, el destino de varios se ha visto impactado por la transacción.

Ex magallanero Mark Trumbo se marchó a la costa del Pacífico. A veces, la noticia no es aquello que ocurre, sino la réplica del temblor.

Trumbo, esperan los Marineros, será el apoyo que permita a los occidentales aprovechar la gran temporada de Nelson Cruz. Está por verse.

El que llega es un jonronero que hace muy poco en otros aspectos, por lo que el gran problema de los acuáticos seguirá sin respuesta: el bajo promedio de embasado.

El Félix Hernández de 2015 no necesita apoyo extra para sumar victorias. Su marca de 8-2 así lo prueba, dándole un mentís a la conseja que durante años ha acompañado al derecho de Flor Amarillo.

Está claro también quién fue el primer beneficiado entre los venezolanos: Jesús Sucre. Con la marcha del recién llegado Welington Castillo a los D’backs, era obvio que sería subido.

Castillo había llegado desde los Cachorros, forzando el descenso a triple A del cumanés. Un par de semanas duró su exilio. Ya Sucre está de regreso al papel de suplente, detrás del titular Mike Zunino. Es un ganador en este proceso.

Jesús Montero no lo es. Llega otro bate a la organización con características similares: toletero de poder, sin una posición destacada a la defensiva.

Cruz es el designado. A Trumbo le queda el left o la inicial. Y el plan es que sea el primera base de todos los días, desplazando a Logan Morrison.

¿Era Montero una mejor solución? En teoría, es capaz de hacer más cosas que el recién llegado. En las menores ha bateado para average, con mejores promedios de embasado. Pero no ha sido capaz de llevar eso a la práctica en la MLB y ya sabemos que atraviesa un purgatorio, por causa de los errores cometidos en 2014.

Este cambio posiblemente influya en la salida del carabobeño de su actual organización. Puede que nos fallen las cuentas, pero es posible que este año se le agoten ya las opciones y deba ser puesto en waivers a más tardar en el próximo spring training, si no van a mantenerlo en el roster grande.

Para David Peralta, es una buena noticia. No era posible alinear a cinco outfielders, a pesar de los buenos deseos del manager Chip Hale. Ahora tendrá más tiempo de juego, con Trumbo fuera.

A.J. Pollock es inamovible en el center y es difícil sentar al Ender Inciarte de esta zafra. El cubano Yasmani Tomás completa la baraja. Peralta, al menos, tomará más turnos que antes, casi con toda seguridad. Lo demás, dependerá de él.

Oscar Hernández es el último venezolano impactado por esta transacción. Si bien la salida de Castillo devolvió el estatus a Sucre, parece cerrar la puerta de las mayores al novato, tomado en la regla 5 por Arizona y hoy en la lista de incapacitados.

Los D’backs perderán a Hernández si se mantiene más de 90 días inactivo. El tope vence este mes. Pero ahora tiene dos catchers por delante, incluyendo a Castillo y a Jarrod Saltalamacchia, llegado como agente libre en mayo.

¿Está sellado el destino del recluta? Lo sabremos en breve. Pero es notable la cantidad de peloteros venezolanos que pueden ser impactados por un cambio que involucra a ninguno de ellos.

 

Twitter: @IgnacioSerrano

www.elemergente.com