• Caracas (Venezuela)

Hannia Gómez

Al instante

Puente de guerra

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

 

“Tenemos que obligar a la realidad a que responda a nuestros sueños”.

Julio Cortázar


1. São Sebastião do Rio de Janeiro

Dicen que cuando en el día de año nuevo de 1502 el navegante portugués Gaspar de Lemo entró con su barco en la bahía de Guanabara en la costa brasileña, la bautizó como “río”, que a la sazón significaba bahía. (1) También se conoce que en 1940 cuando el promotor mexicano Gustavo San Román urbanizó la hacienda Las Mercedes de Caracas, bautizó las calles con nombres de ciudades, Madrid, París, Nueva York, quedando la más próxima al río Guaire, por razones obvias, dedicada a Río de Janeiro. (2)

Esta acertada inspiración y nomenclatura que celebra uno de los paisajes urbanos “ribereños” más bellos del mundo, impregnaría el diseño que Francisco Iñiguez de Luis y Amos Salvador Carreras, los arquitectos urbanistas, harían para Las Mercedes, por ser ellos ribereños también (provenían de la fluvial ciudad de Logroño al norte de España) y sabían muy bien qué significa tener un río en una gran ciudad.

Un río en una ciudad primero que nada son dos riberas que se miran a través del agua y segundo una fuente increíble de oportunidades urbanas para mejorar la calidad de vida y aumentar la belleza escénica y la funcionalidad de una ciudad. Pensemos, si no, en el fantástico parque Aterro do Flamengo bordeando la boca de la bahía de Guanabara o en el dulce Paseo de La Florida en Logroño que discurre en un buen trayecto junto al río Ebro. Un sitio para pasear bajo la sombra de los árboles, yendo de remanso en remanso, o cruzándolo de trecho en trecho por varios puentes, disfrutando de las vistas del agua y de la ciudad que sobre el cauce se asoma. Una alameda.


2. Alameda

Pero hagamos memoria urbana. Iñiguez de Luis y Salvador Carreras fueron unos verdaderos visionarios del diseño urbano en este trecho del río Guaire en Caracas. Hacia 1940 diseñaron una alameda que se extendía desde el puente Las Mercedes hasta el puente Veracruz. Esta podemos apreciarla en la foto de la maqueta original de la urbanización Las Mercedes publicada por Docomomo Venezuela en 2015 en el catalogo de la exposición Suite Iberia. (3) Y cuando decimos una alameda es porque eso justamente es: un paseo con árboles alineados, un largo “salón arbolado”, que mezcla las tipologías de varios espacios urbanos: la plaza, el parque y la avenida, para el deleite de los paseantes. Las calles de Las Mercedes llegaban hasta la alameda de la Río de Janeiro coincidiendo con las calles de la urbanización El Rosal al norte (proyectada también por Iñiguez y Salvador), con lo cual nos imaginamos bajo los árboles de la maqueta una serie de placitas y/o de fuentes e incluso hasta los arranques de los futuros puentes que cruzarían de norte a sur el río, comunicando ambas riberas.

En el caso de Las Mercedes sabemos que los árboles de la mercedeña alameda eran mayormente apamates. Esto lo confirman dos cosas. Por una parte su precedente histórico: la muy celebrada práctica paisajística de otros dos famosos promotores urbanos caraqueños una década antes, Luis Roche y Juan Bautista Arismendi en la urbanización La Florida, de la mano de otro arquitecto español experto en alamedas, Manuel Mujica Millán. La Florida –que nació como una ciudad jardín– fue plantada por ellos de avenidas/alamedas en ambos bordes con árboles de la misma especie, jabillos y samanes, que con el tiempo (casi un siglo ya!) crearon sendos túneles vegetales que hoy son patrimonio. Esa experiencia sin duda fue la fuente de inspiración para el paisajismo de Las Mercedes, de grandes plantaciones de especies singulares (tulipanes africanos, chaguaramos y apamates). Por otra parte, la obra de otro español, el pintor Lucio Costa, vecino de la urbanización (vivía en la calle La Cinta), quien para 1960 nos lega un óleo titulado Avenida Río de Janeiro, donde se aprecia le espectáculo de la plantación, ya vieja de dos décadas, de apamates en flor.

Por todas estas razones, en 2006, la Fundación de la Memoria Urbana y el Instituto del patrimonio Cultural inventariaron la Avenida Río de Janeiro como un Paseo patrimonial,  por sus valores para nuestra ciudad. (4)


3. Consumatum est?

Esta historia es crucial hoy por la reciente destrucción de una cuadra de árboles en ambas riberas de la alameda de la Río de Janeiro de manos de nuevo del MPP para el Transporte Terrestre y Obras Públicas. Un despacho que trabaja solo para la vialidad y desconoce todos los demás aspectos y el impacto que significa hacer infraestructura en la ciudad. Bastante se los hemos dicho por aquí ya. (5.6.7.)

A los fines de instalar otra de sus inefables “soluciones viales”, esta vez forzada en medio de un espacio publico que para más colmo esta en vías de ser rescatado por la Alcaldía de Baruta con el proyecto Bulevar Río de Vodo Arquitectos (8), ganador de un concurso público, el nuevo abominable puente de guerra cae sobre Las Mercedes, acabando con todo a su paso, arrasando con el pasado, con el presente y con el futuro de este lugar de la ciudad, que tanto potencial para la recuperación y el renacimiento de Caracas ofrece. (9)

Por eso nos unimos al clamor ciudadano y les repetimos: #estosarbolestienendolientes! Y este paseo también. Nuestra ciudad no es un erial. No más puentes de guerra para Caracas. Queremos nuestra alameda, nuestro bulevar río, nuestro paseo Eraso, nuestro río de Janeiro. Detengan las obras YA.


NOTAS:

1. Wikipedia: “Río de Janeiro”: https://es.wikipedia.org/wiki/R%C3%ADo_de_Janeiro.

2.3.  Docomomo Venezuela. “Muchas y muy grandes son Las Mercedes”, Suite Iberia, Sala TAC, Caracas, Julio (2015): pp. 48-51.

4. Avenida Río de Janeiro. Preinventario arquitectónico, urbano y ambiental moderno de Caracas 2005-2006, Fundación de la Memoria Urbana/ Instituto del Patrimonio Cultural, Caracas (2006): https://fundamemoria.blogspot.com/search/label/Avenida%20R%C3%ADo%20de%20Janeiro.

5. Hannia Gómez. “Si, la Naturaleza se opone”, @ElNacionalWeb, Caracas, 6 de octubre (2015): http://www.el-nacional.com/hannia_gomez/naturaleza-opone_0_714528760.html.

6. H. Gómez. “Puente de paz”, @ElNacionalWeb, Caracas, 3 de febrero (2015): http://www.el-nacional.com/hannia_gomez/Puente-paz_0_567543404.html.

7. Gómez, Hannia, “Pontifice”, @ElNacionalWeb, Caracas, 11 de agosto (2014): http://www.el-nacional.com/opinion/Pontifice_0_461953866.html.

8. Vodo Arquitectos. “Bulevar Río: Proyecto Integral Bulevar Río de Janeiro”: http://vodoarquitectos.com/2016/02/02/concurso-caf/.

9. Véase: Cheo Carvajal. “El leñador que insiste y el alcalde que lo deja”, Contrapunto, Caracas 8 de Junio (2016): http://contrapunto.com/noticia/el-lenador-que-insiste-y-el-alcalde-que-lo-deja-81092/.



1.  Avenida Río de Janeiro. Óleo de Lucio Costa (1960)


2. El Paseo Río de Janeiro, con su alameda doble, puede apreciarse en la maqueta original de de Las Mercedes, 1940 (f. Archivo San Román)


3. Ficha de preinventario de la avenida Río de Janeiro, 2006 (f. IPC-FMU)


4. El proyecto ganador del concurso para el Paseo Eraso. “Bulevar Río, Sector 1, Las Mercedes” (f. Vodo Arquitectos, 2015)


5. Los árboles del Paseo Eraso cuando estaban a punto de ser talados, la semana pasada (f. Hannia Gómez, 2016)