• Caracas (Venezuela)

Gustavo Roosen

Al instante

Gustavo Roosen

Cuando celebrar es comprometerse

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El vigor de las empresas se pone de manifiesto cuando son capaces de celebrar su presente. Ocurre cuando confluyen al menos tres factores: la vigencia de la inspiración que les dio origen, la coherencia de su acción con los principios que definen su personalidad y la capacidad para renovarse constantemente, es decir, para responder a los cambios y a las nuevas realidades siendo fieles a sí mismas y útiles a la sociedad. Es el caso, para mencionar solo dos nombres, del Instituto de Estudios Superiores de Administración, IESA, y del Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, SNOCJIV, nacido el primero en 1965 y en 1975 el segundo. El concierto ofrecido el 19 de mayo por la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar de Venezuela en la sede de El Sistema fue el momento para convertir la celebración conjunta en un nuevo compromiso con la construcción de la esperanza.

El mundo de la música y la gerencia, se decía en el programa del concierto, “comparten muchos valores: el liderazgo, la confianza, la constancia y el trabajo en equipo”. En los caso particulares del IESA y SNOCJIV habría que añadir que son la demostración de la capacidad de movilización de un proyecto, de la suma de talento y esfuerzo desplegado todos los días, de la capacidad para congregar el entusiasmo de otras instituciones, de una organización concebida sobre las bases de la excelencia, la planificación y la aptitud realizadora, de una visión global, modernizadora e innovadora, de una posición profundamente humanista que entiende la música o la formación para la actividad gerencial y empresarial como instrumentos para la dignificación y desarrollo de las personas y de la sociedad.

La celebración del presente para el IESA se da en la constatación del prestigio ganado como institución de educación superior merecedora de una triple acreditación internacional (AACSB, Equis, AMBA), condición compartida con solo siete escuelas de Latinoamérica y menos de 1% de las escuelas de negocios del mundo. Su presente es la de una institución que ofrece uno de los diez mejores MBA y una las cinco mejores maestrías en Finanzas de Latinoamérica. Es también la de un centro de formación gerencial que ha logrado una efectiva internacionalización, que se ha incorporado a la tendencia de aula abierta y educación bimodal con programas de gerencia más allá de sus sedes. Responde así, de alguna manera, a la visión de sus creadores y al propósito inicial de contribuir a la profesionalización de la gerencia en Venezuela desde una perspectiva de calidad y de competitividad internacional, exigencias presentes desde el diseño de los programas del Máster en Administración, iniciado en 1968 luego de un año de formación en importantes universidades norteamericanas de quienes deberían ser los primeros profesores.

Cuando tratar de comprender el país se ha convertido para los venezolanos, hoy como nunca, en una necesidad difícil pero imperiosa, dolorosa incluso, la acción del IESA apunta a responder a esa exigencia, pero sobre todo a sumarse al propósito de construcción. Lo viene haciendo con la ampliación de sus actividades, con la diversificación de su oferta, con la dedicación a la formación de pequeños y medianos empresarios, con el acento en las necesidades presentes del país y en el análisis de soluciones, con la atención al gran reto de atraer nuevo talento y de mantenerlo en su equipo de profesores. Al aporte de su presencia quiere añadir, como lo ha venido haciendo, la puesta en ejercicio de las mejores prácticas y de una concepción educativa que se afirma en la confianza en los individuos y en su capacidad creadora.

Las celebraciones del IESA y del SNOCJIV nos llevan a pensar en una semilla sembrada hace 50 años o 40 con gran visión y claros objetivos, pero también a constatar con satisfacción una realidad lograda sobre las bases de calidad, perseverancia, voluntad de hacer las cosas bien, entusiasmo, honestidad y responsabilidad. Esos son los valores a celebrar.

 

nesoor10@gmail.com