• Caracas (Venezuela)

Espacios

Al instante

Los espejos renuevan las estancias

Espejos / Fotos Adriana Hoyos/Mueblería Stylus

Espejos / Fotos Adriana Hoyos/Mueblería Stylus

El marco, el tamaño y el espacio del que se dispone son elementos clave al colocar estos elementos en cualquier ambiente

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un espejo en el hogar tiene doble función: reflejar y decorar. Como adorno, este elemento puede transformar el área en la que se encuentra. Se consiguen diversos modelos y se puede jugar con ellos para crear estilos.

“En cuanto al tamaño, no hay ley” confirma Emilio Vázquez, jefe de marca de Adriana Hoyos Internacional. Sin embargo, recalca que al colocarlos hay que tener claro el espacio del que se dispone y el ambiente en el que se pondrán.

Hay lugares en los que es una unidad indispensable. Se conoce que en el baño siempre hay uno. Por lo general, se instalan también en los cuartos. María Fernanda Sahmkow, representante de mueblería Stylus, afirma que una buena opción es colocarlo en el clóset, en especial, si se trata de una habitación pequeña. La entrada de la casa y el pasillo de recibo son dos estancias adecuadas para este elemento. En cuanto al comedor, un espejo combinado con un seibó otorga un rasgo diferente al salón. “Puede colocarse sobre el aparador o alinearlo a él” explica.

 

Geometría ornamental

Las formas también varían. Sahmkow propone usar siluetas poco frecuentes para romper con la monotonía. Dice que es posible crear mezclas llamativas y fuera de lo común, si se toma en cuenta la armonía que existe entre el objeto y el sitio en el que se encuentra. Los modelos con contornos cóncavos son una sabia elección. También se consiguen conjuntos de espejos enlazados entre sí. “Es necesario tener siempre a la mano las medidas para ver cuál formato se adapta mejor” aconseja.

Por ser un elemento decorativo, en ocasiones la colocación de espejos responde a un antojo. Se ubican en ciertos lugares para crear deleite. En esta circunstancia, la principal función que cumple la pieza es atraer la atención. “Las formas redondas son un éxito cuando se busca el objeto como capricho” expresa Vázquez al respecto. También afirma que se puede realizar una composición agradable al colocar un set de nueve espejos cuadrados.

Las figuras clásicas son una opción segura. Las formas rectangulares y cuadradas prevalecen. Para los comedores se recomienda usar espejos un poco más alargados. Mientras que en amplias paredes de recibo encaja mejor una figura cuadrada de gran dimensión. Para las salas, Vázquez dice que funcionan tanto los formatos redondos como los rectangulares.

 

Contornos

Los marcos son esenciales al usar un espejo como ornamento. En este aspecto, menos es más. Vázquez opina que los modelos sencillos que realzan el acabado aportan un estilo sobrio a la habitación. Los marcos anticuados son los preferidos. Recomienda los que están hechos con pan de oro o de plata, unas láminas finas usadas principalmente para la decoración. “Este material otorga un estilo sofisticado a cualquier área” añade.

La tendencia es más arriesgada en ambientes modernos. Sahmkow alega que en este tipo de espacios predominan los marcos hechos con el mismo material del espejo, con vidrios laqueados y aluminio. Sin embargo, indica que los modelos tradicionales no se ven opacados. “Los contornos de madera o de cuero se adaptan a cualquier estancia y dan un toque de calidez a la habitación” explica.

 

Claves

Esta pieza del decorado presenta múltiples beneficios. Vázquez comenta que los espejos son elegantes y sofisticados. A las ventajas estéticas se le añade que aportan calor al hogar, principalmente porque influyen en la iluminación de una habitación. El objeto, además de reflejar, aporta luz al espacio en el que se encuentra.

Hay ciertos aspectos que se deben tomar en cuenta para sacar el mejor provecho de este elemento. “Un espejo colocado en el lugar indicado puede ser la diferencia” ratifica Sahmkow. Lo preferible es situarlo en una pared que refleje algo llamativo: una vista atractiva, un paisaje, un florero o una obra de arte. De acuerdo con Sahmkow, ese detalle agrega luminosidad al cuarto y crea una sensación de amplitud y profundidad, por eso los espacios pequeños llegan a verse más grandes.

A pesar de que para causar impacto sólo se necesita que tenga gran tamaño, la manera en que es colocado también tiene importancia. Por lo general, se consiguen guindados en la pared, un método clásico y atractivo. Pero si se desea salir de lo cotidiano, un espejo de pie es lo indicado. “Se adaptan mejor a los ambientes contemporáneos. Lo ideal es usarlos como un complemento del dormitorio” dice Vázquez. También es apropiado colocar este modelo en los pasillos, apoyado en una pared grande.

Un espejo es un objeto delicado. Se deben tomar los cuidados necesarios para garantizar que sean elementos de admiración. Es preciso protegerlo al trasladarlo para evitar que se quiebre, se raye o se agriete. La limpieza es indispensable. Es recomendable lavarlos a diario para prevenir manchas y daños producto del tiempo. “Deben estar siempre impecables” sentencia Vázquez.

 

Segundo plano

Colocar espejos en estantes es un truco favorable. En ese caso sólo cumple función de accesorio. No es el adorno principal, sino un complemento. Si se colocan en el fondo de una repisa usada para guardar copas o botellas da la sensación de que se posee el doble de objetos. Además, no se distingue el fondo del estante porque aporta profundidad al aparador.

Emilio Vázquez, diseñador de interiores, explica que se deben usar espejos pequeños y tener en cuenta la seguridad: “Hay que cuidar de que estén bien colocados para que no se caigan y, en caso de que ocurra, que no puedan lastimar a nadie” aconseja.


Señas

Mueblería Stylus

Avenida Río de Janeiro, entre calle Nueva York y Trinidad. Las Mercedes, Caracas.

Teléfono: (0212) 993 7266

www.stylusmuebles.com

 

Adriana Hoyos

Entre calles Madrid y Trinidad. Las Mercedes, Caracas

Teléfono: (0212) 993 6343

www.adrianahoyos.com