• Caracas (Venezuela)

Espacios

Al instante

Terciopelo: tela de prestigio y elegancia

Es un textil que se elabora a partir de diferentes fibras como la seda, el algodón, rayón y acetato

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Al escoger los muebles del hogar, los vestidos y hasta las bufandas, uno de los principales criterios que se evalúa al momento de adquirirlos es la tela, por aquello de rodearse o sentir algo delicado y suave. Existe un textil que cumple con esas características, pero además es elegante: el terciopelo.

Tiene la particularidad de que tiene una faz llena de pelo corto y denso. Se cree que los primeros terciopelos los fabricaron en el lejano Oriente, pues se confeccionaban a partir de la seda, y China fue el primer país en exportarlos en el siglo XIII. Los primeros en recibirla fueron los italianos, entre quienes causó furor a tal punto que la incorporaron a sus vestimentas, al mobiliario y hasta en las cortinas. Lo mismo sucedió en Francia y España. Era una de las telas más apreciadas, pues simbolizaba riqueza, poder y prestigio.

Durante el Renacimiento, los talleres europeos se encargaron de realizar sus propias versiones en algodón. Aún hoy es utilizada para fabricar tapicería, vestidos de fiestas, chaquetas, sacos, carteras, sombreros, batas, bufandas y sobretodos.

Es una tela que amerita cuidado. Por ello se recomienda lavarla con agua fría, no exprimirla y plancharla al revés.

El terciopelo se puede hacer de diferentes fibras. El de seda es el más elegante y caro. Su textura es suave y brillante. Los terciopelos sintéticos están hechos de rayón y acetato, lo cual hace que simulen el brillo de la seda. Por último, está el de algodón, que es mejor conocido como terciopelo pana, más resistente y duradero.