• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Las universidades hacen de la cultura una de sus materias

La Unimet dirige desde hace casi 60 la Sala Mendoza | Foto Archivo El Nacional

La Unimet dirige desde hace casi 60 la Sala Mendoza | Foto Archivo El Nacional

Casas de estudio en la capital han destinado áreas a la construcción de salas de teatro y espacios expositivos con programación y talleres a las comunidades 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La educación no solo es un asunto formal. Existen variados caminos para estimular el conocimiento y, con ello, la formación de ciudadanía. Por eso las universidades han adaptado sus instalaciones a las necesidades culturales de la sociedad.

En el extremo este caraqueño, la Universidad Metropolitana ha consolidado un entorno destinado a las artes. El Espacio Cultural Unimet está integrado por la Biblioteca Pedro Grases, que guarda más de 75.000 títulos, el Centro de Estudios Latinoamericano Arturo Úslar Pietri, que ofrece 18.000 libros, la Sala Mendoza –un área de exposiciones, talleres y charlas que en 2016 cumple 60 años de actividad–, 5 auditorios y la más reciente construcción: el Paraninfo Luisa Rodríguez de Mendoza. Esta sala de teatro con un aforo de 400 puestos fue inaugurada el 26 de septiembre con el show Para ninfas y ninfos de Los Hermanos Naturales; además fue el lugar del bautizo del disco de Álvaro Paiva, Palabra.

“La universidad cree en la importancia de la cultura como transformador social. Es fundamental crear espacios de diálogo, que los ciudadanos disfruten de la ciudad y compartan. Integramos todo lo que sucede en materia cultural y se lo ofrecemos a la población, que no solo al estudiante”, afirma Natalia Díaz, coordinadora del espacio cultural.

La intención es que el Paraninfo, con el resto de las salas, ofrezca programación de viernes a domingo y atienda principalmente a quienes viven en Guarenas, Guatire, El Marqués, Macaracuay, Terrazas del Ávila, Urbanización Miranda y comunidades aledañas.

Entre la oferta cultural para fin de año está un concierto navideño que se realizará hoy y lleva por título Nació el Redentor. Para 2016, se establecerán tertulias el primer sábado de cada mes y temporada de música lírica.

“Funcionamos a través de una asociación sin fines de lucro. Y los ingresos por las ventas de entradas son reinvertidos en infraestructura o en los grupos culturales de la universidad”, finaliza la coordinadora.

Arte con orientación social. Hacia el oeste, la Universidad Católica Andrés Bello con ocasión de su 60º aniversario abrió también su propio espacio para el arte: el Centro Cultural Padre Carlos Guillermo Plaza, en homenaje al primer rector de la casa de estudios. Es un edificio de 14.000 m2 que incluye la nueva sede de la biblioteca –con 1.000 puestos de estudio y 365.733 títulos–, 2 auditorios, 3 salas de usos múltiples y una sala de exposiciones.

Está dirigido a la comunidad universitaria, pero también a las poblaciones cercanas, en línea con su filosofía. “Hay toda una trayectoria se proyección a la comunidad. Así el primer proyecto del centro fue trabajar con un programa dirigido a todos los públicos: un club de lectura y desarrollo escolar comunitario. La intención es que además podamos convocar a grupos familiares y organizar actividades de prevención. Nos hemos dado a la tarea de priorizar el trabajo con los niños, hablar con ellos sobre qué significa una universidad”, expresa la directora del centro cultural, Mabel Calderín.

Igualmente realizan actividades culturales, que cuentan con la curaduría del profesor e investigador Humberto Valdivieso, y han presentado exposiciones como una dedicada a Charles De Gaulle, en alianza con la Embajada de Francia, un taller de geometría dictado por Daniel Suárez y actualmente presentan Mene digital, de Rolando Peña, que estará abierta hasta abril. En la programación prevén para el año que viene Frágil, una muestra de Víctor Hugo Irazábal orientada al reciclaje. Para la sala infantil vendrán más talleres con apoyo de varias instituciones.

Agrega Calderín: “Incorporamos opciones para atender nuevos aspectos de la comunidad. La universidad desde la dirección de cultura ha hecho eventos importantes. Sin embargo, esto es diferente porque son propuestas de desarrollo artístico vinculadas a la formación”.