• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Una rubia y una pelirroja lucen sus tintes políticos

Originalmente la obra sería protagonizada por Lourdes Valera, Nohely Arteaga y Marcos Moreno | FOTO WILLIAMS MARRERO

Originalmente la obra sería protagonizada por Lourdes Valera, Nohely Arteaga y Marcos Moreno | FOTO WILLIAMS MARRERO

Ni un pelo de tontas es la obra con la que Sonia Chocrón debutó como dramaturga. Escribió la pieza como un encargo hace 9 años

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Lourdes Valera sacó a Sonia Chocrón de su zona de confort hace nueve años cuando le pidió que le escribiera una comedia para teatro. “Pero yo no soy dramaturga”, le contestó la novelista. “No importa, chica. Ya verás que va a funcionar”, insistió la actriz.

Chocrón cumplió el deseo de su amiga, pero no pasó del papel. Luego de la muerte de la intérprete, en 2012, el proyecto se paralizó. El texto estuvo engavetado hasta hace seis meses. La productora Alejandra Nali Renal contactó a la autora de La dama oscura para saber si escribía para teatro. “No, pero tengo algo guardado”, le respondió.

Luego de que Nali revisó el material, buscó a un director. Fue así como Javier Vidal tomó las riendas de la comedia Ni un pelo de tontas.

Margot (Michelle Taurel) es una peluquera humilde que cierra su local antes de que anochezca “porque la cosa está fea”. Aunque conoce de cerca la crisis del país, es afecta al gobierno. “Nunca antes nos habían tomado en cuenta a los pobres”, dice.

Doña Leonor (Marycarmen Sobrino) es su clienta más asidua. Una noche la busca para que le pinte el cabello porque quiere reconquistar a su esposo, hombre con el que Margot tiene una aventura.

Mientras ambas hablan de sus vidas y la situación del país, un desconocido asalta el local. Se trata de Yeison (Robert Chacón), el delincuente que completa el trío con el que Chocrón quiso retratar la realidad venezolana: el pobre, el rico y el marginado.

“Los personajes reflejan los distintos tipos de venezolanos que padecen el mismo país desde su esquina. A pesar de que es una comedia ligera, invita a la reflexión de los problemas a los que nos enfrentamos día a día desde un espacio tan común como lo puede ser una peluquería”, señala Chocrón, quien confiesa no haber estado muy convencida de incursionar en la dramaturgia. “No es mi oficio, pero la gente respondió bien. Durante la función estaba muy asustada, quería encerrarme en el baño (risas)”.

El texto fue escrito hace una década, pero sigue vigente. “Eso demuestra que no han cambiado muchas cosas en Venezuela”, afirma Vidal, quien considera que el elenco es acertado. Originalmente la pieza iba a ser protagonizada por Lourdes Valera, Nohely Arteaga y Marcos Moreno.


Ni un pelo de tontas
Urban Cuplé
Viernes y sábado, 7:00 pm
Domingo, 6:00 pm
Entrada: 350 bolívares