• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

La melodía se hace cómplice al contemplar esa casa que es el alma

“Más allá de lo social, hay algo común que nos mueve profundamente sin darnos cuenta”, dice la directora | FOTO RAÚL ROMERO

“Más allá de lo social, hay algo común que nos mueve profundamente sin darnos cuenta”, dice la directora | FOTO RAÚL ROMERO

Teatro Altosf y el Centro del Movimiento Creador estrenan Paisajes bajo la piel (haiku), trabajo íntimo ejecutado por tres actrices

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El cuerpo es un reflejo en el espejo. Una pierna que se estira bajo la luz. Una mano que rasga una hoja de papel. Es intimidad compartida, entre texturas y melodías. Ese cuerpo, que ahora son tres, se hace poesía con su métrica y su contemplación del mundo.

Luego de dos años de investigación sobre el movimiento, las sensaciones y esa casa que es el alma, Teatro Altosf presenta la pieza Paisajes bajo la piel (haiku). Dirigida por Ana Emilia Lyon, la propuesta es interpretada por Yajaira Figuera, Michelle Cona y Balbelys Martínez. Las funciones comienzan mañana y se ofrecerán hasta el 18 de octubre en la sala teatral que está ubicada en el sótano 1 de Parque Central.

El montaje surgió del Centro del Movimiento Creador, en el que trabajan desde 2002 integrantes de la compañía teatral fundada por el argentino Juan Carlos de Petre. Coordinado por Lyon y Maruma Rodríguez, este desarrolla investigaciones orientadas al cuerpo y sus posibilidades, la palabra y la plástica. Todo basado en la metodología de Altosf sobre el teatro desconocido.

“Para la obra se le indicaron las pautas a cada una de las actrices participantes por separado. Se hicieron trabajos individuales, ninguna podía saber lo que hacía la otra. Quería saber qué sucedía cuando se ensamblara todo. Partimos de la idea de que el arte no solo se hace en las tablas, sino que es parte de la vida; una creación de ti mismo y de lo que te rodea”, señala la directora.

En la puesta en escena tres espacios comparten tarima. Tres mujeres en su cotidianidad, con sus búsquedas y elementos que fueron surgiendo a lo largo del proceso creativo. No hay texto ni palabra. Paisajes bajo la piel se maneja en un profundo simbolismo. “Trabajamos mucho desde la quietud. Ellas dan forma a su intimidad y uno se puede asomar, como quien mira el cuarto de alguien desde la ventana”, agrega Lyon.

La artista partió de una serie de preguntas personales, a las cuales ha encontrado algunas respuestas: “El ser humano no está solo; hay algo que nos comunica. Más allá de lo social, hay algo común que nos mueve profundamente sin darnos cuenta”.

Paisajes bajo la piel
Teatro Altosf, sótano 1, Parque Central
Funciones: sábado y domingo, 5:00 pm
Entrada: 100 bolívares