• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Cinco leyendas e historias en torno a Jimi Hendrix

El guitarrista estadounidense Jimi Hendrix / EFE

El guitarrista estadounidense Jimi Hendrix / EFE

Un día como hoy, el guitarrista considerado por muchos como el mejor de la historia del rock, hubiera celebrado su cumpleaños número 70

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Johnny Allen Hendrix, convertido en leyenda con el nombre de Jimi Hendrix, nació un día como hoy, hace 70 años, en la ciudad de Seattle, en Washington, Estados Unidos. Le bastaron solo siete años en la escena para convertirse en pieza fundamental de la historia del rock con su peculiar manera de tocar la guitarra y una creatividad desbordante registrada en una discografía de apenas tres placas. A propósito de la efeméride, aquí recordamos cinco leyendas e historias en torno a su figura.

El día en que Hendrix mató a Dios

A mediados de 1960, Chas Chandler, por entonces ex bajista de la banda británica “The Animals”, se había convertido en representante de artistas. Una noche llegó a un club de Nueva York llamado “Wha!”, donde oiría al que sería uno de sus máximos representados: Jimi Hendrix. Lo escuchó tocando un cover del tema “Hey Joe” que lo dejó tan impresionado que, al poco tiempo, lo estaba llevando consigo a Londres bajo una condición impuesta previamente: “Si voy, me presentas a Jeff Beck y Eric Clapton. El jovencísimo guitarrista no imaginaría que no pasaría mucho para que no solo conozca a dos de sus referentes musicales, sino que humille públicamente al último de los aquí mencionados.

Cuenta la historia que Hendix llegó a un concierto de Cream y solicitó ante todos los presentes improvisar con Clapton, quien era considerado un dios de la guitarra. “¿Quién podría ser tan osado para hacer eso? Por lo que yo recuerdo enchufó su guitarra a mi amplificador y tocó una versión de “Killing Floor”. Un blues, por supuesto. Prácticamente hacía lo que se le daba la gana. La primera vez que vi a Eric pensé que era un maestro de la guitarra. Pero Eric era un guitarrista, Jimi era una especie de fuerza de la naturaleza”, recordó Jack Bruce, bajista de Cream, sobre lo ocurrido esa noche. “Eric tenía las manos sobre la guitarra y simplemente las dejó caer, se quedó mirando a Jimi y se fue del escenario. Fui detrás de él y vi que estaba sentado, intentando encender un cigarrillo, las manos le temblaban y me dijo: “¿Realmente es así de bueno?“”, contó también en su momento Chas Chandler.

El rumor empezaría a correr por Inglaterra: un hombre había retado a Eric Clapton y había acabado con él, había matado al dios de la guitarra.

Sobredosis de mostaza

Pero el virtuosismo de Jimi Hendrix no ha sido el único foco de atención. Su vida personal y, sobre todo sus excesos con las sustancias alucinógenas, ha dado paso a más de una leyenda. El día de su muerte, por ejemplo, nacieron varios mitos para justificar su temprana partida. Uno de ellos, el más loco y quizá por ello el más mediático, aseguraba que la causa fue que, a falta de heroína, el músico se había inyectado mostaza.

Los exámenes forenses, sin embargo, determinarían que Hendrix, quien había asistido a una fiesta, murió por una ingesta excesiva de somníferos y alcohol que provocaron que el guitarrista se ahogase en su propio vómito.

No te metas con Jimi

El temperamento del músico también sería protagonista de divertidas anécdotas. El 4 de enero de 1969, The Jimi Hendrix Experience, la banda que integraba el guitarrista con Noel Redding en el bajo y Mitch Mitchel en la batería, participó de un especial de televisión de la cadena BBC, cuya presentadora era la cantante Lulu, una especie de Miley Cyrus de la época que, además, estaba casada con Maurice Gibb, uno de los Bee Gees.

La banda tenía programado tocar dos canciones en vivo: “Voodoo Child” y “Hey Joe”; sin embargo la cantante, que tenía fama de engreída y quisquillosa, anunció que se realizaría un tercer tema en su compañía: una versión de una balada pop llamada “To Sir With Love”. Los tres músicos se mostraron completamente en desacuerdo con la versión, pero ante la determinación de Lulu, Hendrix optó por aprovecharse de que se trataba de una transmisión en vivo y se portó un poco mal con ella enfrente de todos: luego de interrumpirla con un estridente acople de guitarra mientras hablaba para las cámaras, el músico se adelantó al trío propuesto por Lulu y tocó el cover “Sunshine of Your Love”, de Cream, tras emitir el siguiente mensaje: “Nos gustaría dejar de tocar esta basura y dedicar una canción a Cream, estén en el grupo que estén. Dedicamos esto a Eric Clapton, Ginger Baker y Jack Bruce”.

La osadía hizo que Hendrix fuera vetado por la BBC hasta el día en que se anunció su muerte en la televisión.

El encuentro de tres genios

Y ya que hablamos de leyendas que implican a otros músicos célebres. En marzo del 68, Jimi Hendrix y Jim Morrison, el mítico vocalista de The Doors, coincidieron en un mismo escenario. El guitarrista se presentaba con su banda en el Scene Club cuando Morrison, que se hallaba entre la concurrencia, subió al escenario para cantar con Hendrix. El intérprete de “Light My Fire” estaba tan ebrio que solo atinó a gemir y emitir improperios durante toda su presentación (como prueba un audio que quedó registrado en un disco llamado Woke Up This Morning and Found Myself Dead).

Esa presentación terminaría en una gran pelea, producto de las palabrotas de Morrison. El músico sería expulsado por la seguridad del bar y a las afueras del lugar, Janis Joplin, quien guardaba gran simpatía por Hendrix y no mucha por Morrison, le lanzaría una botella en la cabeza.

El secreto neurológico

Y cerramos este recuento con un estudio del psicólogo estadounidense Stephen Christman, quien intentaba explicar el porqué del virtuosismo de Hendrix. Según dijo el médico en un extenso informe publicado por The Guardian, el secreto de Jimi se basaba en su sistema neurológico y su capacidad para usar con la misma destreza las manos derecha e izquierda. “Esto le permitía integrar sus acciones, así como integrar las melodías y las letras de estas”, sentenció el doctor.

Lo cierto es que, en vida, Hendrix, un dechado de humildad, jamás se preció de ser el mejor guitarrista del mundo. Cuando el presentador de televisión Dick Cavett se lo sugirió en una entrevista, Hendrix atinó a reírse, ruborizarse y decir: “Probablemente solo sea el mejor guitarrista sentado en esta silla”.

El Dato

El 5 de marzo del 2013 se pondrá a la venta “People, Hell and Angels”, un disco con temas inéditos de Jimi Hendrix. El álbum estará compuesto por doce temas grabados –al margen de The Jimi Hendrix Experience- entre1968 y 1969.