• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

La ingravidez de lo profundo colma el lente de una cámara

La muestra incluye imágenes en pequeño y gran formato | Foto Manuel Sardá

La muestra incluye imágenes en pequeño y gran formato | Foto Manuel Sardá

Curada por Fina Weitz, la exposición Rodrigo y las fuerzas del mar se presenta en la Galería 39 de El Hatillo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Rodrigo Úngaro practica surf desde que tenía 8 años de edad. Conoce las olas en Venezuela, pero sobre todo en Costa Rica, Puerto Rico y Hawai. Esta cercanía con el mar, como si se tratara de una parte inamovible de su identidad, lo condujo a la fotografía.

Al comienzo era solo un hobby. Le gustaban los detalles, los colores que se forman en las olas pequeñas cuando revientan: ese ocre suave de la arena, la pureza de la luminosidad, el reflejo del mar. También las formas que la espuma toma frente al lente y que despiertan la imaginación. Cómo la abstracción, la geometría y lo figurativo de la naturaleza se funden y quedan plasmados para el espectador.

“Las olas chiquitas me encantan, de máximo 50 centímetros. Me gustan porque normalmente el viento ni otras tantas variantes hacen que se deformen. Y cuando revientan, parecen más perfectas ante el lente”, expresa Úngaro.

El joven fotógrafo venezolano decidió hacer de esto una individual y presenta desde el domingo Rodrigo y las fuerzas del mar en la Galería 39, que está ubicada en El Hatillo. La curaduría es de Fina Weitz.

“La playa siempre ha significado para mí la familia y los amigos, siempre ha estado conmigo. Vivo un lazo con el mar muy importante, principalmente con el surf, que me permite ver cualquier cantidad de detalles. Cuando no agarro una ola, puedo fijarme en otros elementos”, afirma.

La muestra está compuesta por una veintena de imágenes en pequeña y gran escala, tomadas entre los años 2012 y 2014 e impresas en aluminio. Se divide en tres secciones: Over, In Between y Under, que retratan el carácter poderoso de las olas, la ingravidez de la profundidad y la serenidad de los manglares. Los Roques, Chirere, Puerto Francés, Isabela (Puerto Rico), Roca Bruja (Costa Rica) y North Shore of Oahu (Hawai) son los escenarios principales de las fotografías.

“A veces la gente piensa que se trata de pinturas. Pero no es así. En las fotos me gusta mucho que se vea el movimiento; es una técnica que aprendí en talleres, también preguntando y viendo videos y fotos en Internet. Me gusta y lo sigo haciendo”, agrega Úngaro.

El color estalla en las imágenes y juega con las diversas tonalidades que puede tomar la ola en contacto con la superficie. Sin embargo, en Rodrigo y las fuerzas del mar también hay fotografías en blanco y negro. Señala al respecto el artista: “No suelo hacer ese tipo de fotos, pero a veces me parece pertinente porque tienen mayor dramatismo. Los colores para mí transmiten más, pero a veces hace falta tensión en lo que miras”.

Rodrigo y las fuerzas del mar
Galería 39, calle Bolívar con calle Instrucción, El Hatillo
Horario: de martes a viernes, de 11:00 am a 1:00 pm y de 2:00 pm a 5:30 pm; sábado y domingo, de 11:00 am a 3:00 pm
Entrada libre