• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

La incertidumbre derrota a dos grandes superhéroes

En «Batman Vs Superman» no existe un enemigo común | Foto Cortesía Warner Bros.

En «Batman Vs Superman» no existe un enemigo común | Foto Cortesía Warner Bros.

El filme de DC Comics inspirado en la historieta The Dark Knight Returns (1986) tiene una gran fuerza visual pero un guion inconsistente. Destacan las actuaciones de Amy Adams como Luisa Lane y Henry Cavill como el hombre de acero

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El director Zack Snyder tomó desprevenidos al hombre murciélago y al extraterrestre kryptoniano en Batman vs Superman, un experimento contemporáneo con una gran visual pero sin grandes sorpresas, inspirada en el cómic The Dark Knight Returns, de 1986. Los dos superhéroes más queridos de DC Comics llegan a su esperado encuentro en el cine con una gran incertidumbre sobre el futuro del bien y un guion inconsistente que llena de dudas tanto al espectador como a los protagonistas.

En el filme, que se centra en el momento del surgimiento de Batman (Ben Affleck) y la decadencia de Superman (Henry Cavill), el principal debate es sobre qué es el bien y qué es el mal, algo en lo que los guionistas pareciera que no se pusieron de acuerdo. Sin embargo, la cinta extrae las ideas filosóficas que caracterizan a The Dark Knight Returns, historieta creada por Bob Kane y Frank Miller, en la que se enfrentaron ambos superhéroes por primera vez.

Cobra fuerza el debate sobre el tipo de héroe que deben tener Ciudad Gótica y Metrópolis –urbes separadas por un río– si los habitantes precisan de sus superpoderes para salvarse o si, por el contrario, ellos representan realmente una amenaza. Se plantean ideas como la evolución darwiniana, cambios de paradigmas en la sociedad y la transformación de los dogmas políticos.

De allí la disputa que se genera entre un malhumorado Batman y un Superman sombrío que no se parece mucho al que el público está acostumbrado a ver.

Por un momento pareciera que los personajes se han construido para representar la figura del antihéroe, pero de ellos no sobresale ninguna característica asociada a la criminalidad o a la falta de valores.

Ambos buscan hacer el bien, pero Superman solo recibe el rechazo de los ciudadanos y Batman decide tomar las riendas de la justicia sin saber muy bien cómo. En ese punto, el gran surco de la cinta es que no existe un enemigo común. Es el bien contra el bien. Un bien que se vislumbra ciego e inocente, al principio, y que puede llegar a destruir la confianza de sus ciudadanos. El mal está representado por Lex Luthor, un villano con una psicopatía semejante a la del Guasón, que busca demostrar su poder creando un monstruo indestructible pero no interesante.

En este sentido en ocasiones desconciertan las motivaciones de Batman, de Superman y de Lex Luthor, en una película caracterizada por escenas cortas y diálogos intensos.

Los productores usan el largometraje, además, para abrir el escenario a futuros estrenos, como La Liga de la Justicia La Mujer Maravilla, con los que se propone pelear por el trono que le ha arrebatado Marvel en los últimos años. Aquaman también hace su aparición. Destacan las actuaciones de Amy Adams como Luisa Lane y Henry Cavill como Superman. Gal Gadot, Miss Israel 2004, se estrena en el papel de la chica maravilla.

Pese a la fuerza de la película, escrita por David S. Goyer y Chris Terrio, las críticas no han sido positivas. Recibió 7,4 puntos sobre 10 en Metacritic y 5 sobre 10 en Rotten Tomatoes. El portal Empire señaló que “hay momentos que hacen que toda la película valga la pena e introduce a un intrigante nuevo Batman. Pero también es excesiva y narrativamente se tambalea”.

"Esta epopeya, muy larga, muy inquietante, a menudo estimulante y a veces dispersa, resulta triunfante la mayoría del tiempo, por lo tanto ha de ser vista como un éxito”, describió Variety.

Su fortaleza está en la taquilla. El filme se convirtió rápidamente en el sexto más taquillero de la historia en su fin de semana de estreno al recaudar 170,1 millones de dólares en Estados Unidos y Canadá, informó la web especializada Box Office Mojo. Una cifra que seguirá creciendo e intentará alcanzar los primeros puestos, encabezados por Los Vengadores (2012), que recaudó 623,3 millones de dolares; El caballero de la noche (2008) con 534,8 millones de dólares; y Los Vengadores: La era de Ultrón, que logró 459 millones de dólares.

En Venezuela alcanzó el primer lugar entre las películas más vistas en su fin de semana de estreno.

LA CIFRA
170,1 millones de dólares recaudó la cinta en su fin de semana de estreno, en Estados Unidos y Canadá