• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Buena gente polariza el sueño americano

La obra original se estrenó en Nueva York en febrero de 2011| FOTO ALEXANDRA BLANCO

La obra original se estrenó en Nueva York en febrero de 2011| FOTO ALEXANDRA BLANCO

La pieza forma parte del Festival de Teatro Contemporáneo Estadounidense. Reflexiona sobre las causas del éxito de las personas 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La bandera de Estados Unidos sirve como lienzo a una tragicomedia sobre la falsedad que puede haber en el sueño americano y su promesa de recompensa inevitable a quien se esfuerza.

Los colores de ese país son solo una referencia al contexto en el que David Lindsay-Abaire escribió Buena gente, pero podrían ser sustituidos por los de cualquier nación, especialmente por la estrellada del amarillo, azul y rojo.

La pieza, dirigida por Diana Volpe, se presenta desde ayer en La Caja de Fósforos de Bello Monte como parte del Festival de Teatro Contemporáneo Estadounidense.

Está integrada por dos historias al principio distantes, pero que convergen por la desesperación de las deudas impagables de una mujer de más de 50 años de edad que es despedida. 

Ante la precariedad de su situación, que se agrava por la manutención de una hija con discapacidad, busca a una expareja de la adolescencia, un médico al que dicen le ha ido bien en la vida y que podría conseguirle un empleo.

En el encuentro surgen las preguntas de la mujer sobre cómo una persona que se crió en la misma zona que ella ahora es un aparente hombre respetable, con una familia feliz.


Cambio en posibilidades. La trama se desarrolla en el barrio de Southie, en el sur de Boston, ciudad en la que nació el autor estadounidense y que sirve de inspiración para preguntar si solo el esfuerzo es necesario para prosperar. “Siento en mi vida el cambio que ha habido en las posibilidades. Con mi trabajo a los 30 años de edad pude comprar un carro. Creo que hoy faltan ambas cosas. Solo el esfuerzo no es suficiente. Hace falta un elemento adicional. Lo veo en la generación de mi hijo, que no puede adquirir una casa o un automóvil”, señala Volpe.

La música fue elegida por la directora. Cuando botan a Margaret, se escucha “9 to 5”, en la que Dolly Parton canta sobre la rutina de quien sale a trabajar.

No hay final feliz en la obra, solo la incertidumbre de lo que pasará con la vida de la mujer y dos amigas, quienes resignadas confían en la buena suerte que puede llegar con un cartón de bingo, mientras hablan de las desdichas de quienes están peores que ellas, incluso de aquellos que han muerto. Ese es el momento de Louis Armstrong y “What a Wonderful World”.

El elenco del montaje, que se presenta hasta el 14 de septiembre, lo integran Carolina Leandro, Eulalia Siso, Haydée Faverola, Jonathan Mora, Carlos Abbatemarco y Rosalía Blanco.

La historia original se estrenó el 8 de febrero de 2011 en Nueva York. Frances McDormand interpretó a la mujer desempleada, papel por el que obtuvo el premio Tony a la Mejor Actriz ese año.

El autor obtuvo en 2007 el Pulitzer a Mejor Drama por Rabbit Hole, obra que John Cameron Mitchell adaptó al cine hace 4 años y llamó Al otro lado del corazón. La protagonizó Nicole Kidman, quien compitió como Mejor Actriz al Oscar de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de Estados Unidos. Lindsay-Abaire también es guionista de cintas como Robots y Oz: el poderoso.


Buena gente
La Caja de Fósforos, Concha Acústica de Bello Monte
Viernes y sábado, 8:00 pm; domingo, 7:00 pm
Entrada: 80 bolívares