• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

El director Wim Wenders desconcierta en la Berlinale

Wim Wenders

Wim Wenders

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El cineasta alemán Wim Wenders desconcertó en la Berlinale con Every Thing Will Be Fine, interpretada por un James Franco minimalista y rodada en 3D por puro amor a esa técnica, mientras que la sección a concurso se limitó a mostrar la Rusia desmantelada de Pod Electricheskimi Oblakami.

El filme de Wenders, incluido en la sección oficial pero fuera de competición, llevó por segunda vez a la 65° edición del festival a Franco, unos días después de presentar junto con Nicole Kidman el filme Queen of the Desert de Werner Herzog.

Con Wenders, el actor ya no es el galán acaramelado de la reina entre las dunas, sino un escritor que alcanza el éxito tras un accidente en el que muere un niño, uno de los dos hijos de la mujer que interpreta Charlotte Gainsbourg. Nada en la cinta parece justificar el uso del 3D, un formato que años atrás emocionó, pero que ahora se percibe más bien como una incomodidad salvo en películas de acción, fantasía o documentales, como los realizados por el mismo Herzog o la mágica Pina de Wenders, estrenada en la Berlinale en 2011.

“El 3D engrandece todo, también los sentimientos”, afirmó Wenders, decidido a defender esa opción y ante las preguntas de los medios de por qué insistir en esa técnica que él mismo admitió que era idónea para Pina, pero no para todo tipo de filmes. “Mi película muestra un proceso de recuperación psíquica tras un trauma desde varias perspectivas: la del causante del accidente, así como la de la madre y el hermano que perdieron al ser querido”, añadió el cineasta sobre la madeja de sentimientos que trató de reflejar.

Win Wenders recibirá mañana el Oso de Oro de Honor del festival por su trayectoria.