• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Los dinosaurios vuelven a superar al hombre en el cine

La armonía en el parque se rompe cuando se sale de control un dinosaurio modificado genéticamente | Foto Cortesía

La armonía en el parque se rompe cuando se sale de control un dinosaurio modificado genéticamente | Foto Cortesía

El largometraje, que se estrena hoy en Venezuela, es el cuarto filme de la franquicia que comenzó en 1993 Steven Spielberg como director 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La isla Nublar vuelve a ser escenario de grandes apuestas y ambiciones en Jurassic World. Es un lugar en el que apenas se observan los restos de aquel primer experimento que se mostró en el cine hace más de 20 años en Jurassic Park: crear dinosaurios para hacer gala de una proeza científica que entretenga a miles.

El pasado debe quedar atrás, ni siquiera hay espacio para remembranzas de aquellos orígenes infructuosos de la trama que se ve en el primer filme de 1993 que dirigió Steven Spielberg, quien en las dos recientes entregas solo ha sido productor ejecutivo. Esta vez el director es Colin Trevorrow, quien realiza susegundo filme de ficción, después de la película independiente Safety Not Guaranteed.

Nuevamente, la más avanzada tecnología es vista como garantía para controlar a unas criaturas que en esta ocasión sufren modificaciones genéticas para obtener los mejores resultados en menor tiempo.

Al comienzo, como en la primera entrega, todo parece ser armonioso. Diariamente el parque es visitado por aproximadamente 20.000 personas. Los dinosaurios caminan entre niños y jóvenes. Pequeños Triceratops son usados como ponies, los más peligrosos están bajo control en instalaciones donde devoran a sus presas ante un público anonadado que no sospecha que pronto serán ellos los perseguidos.

Todo marcha cabalmente hasta que una de las especies, aún en observación antes de ser mostrada, empieza a comportarse de forma inesperada. Claro, su existencia responde a la mezcla de genomas de Tiranosaurio Rex con otras especies.  

A ese híbrido producto de la mente del doctor Henry Wu (BD Wong) la llaman Indominus Rex, una especie que termina por romper la armonía de un lugar que dirige el multimillonario Simon Masrani (Irrfan Khan).

Como principal salvador está Owen Grady (Chris Pratt), quien con apariencia de Indiana Jones lidera los esfuerzos para retomar el control de la isla y salvar cuantas vidas se puedan. Sin embargo, esta vez recibe la ayuda de criaturas que en el pasado fueron enemigas.

Jurassic World repite algunos patrones del primer filme de la franquicia. Claire Dearing (Bryce Dallas Howard), directora de operaciones del parque, hace que sus dos sobrinos viajen a la isla. Los jóvenes terminan asombrados por lo que ven, pero todo se trastoca cuando el caos sobrepasa el control establecido. 

Hay escenas clásicas de Jurassic Park que suelen ser repetidas, como el famoso perfil —con dientes incluidos— de la gran criatura que acecha a los humanos o el uso de una bengala para atraer la atención del Tiranosaurio Rex.

También hay un interés oculto en obtener muestras de los dinosaurios que están en el laboratorio para usarlos posteriormente como arma militar. Esa intención se fortalece cuando la compañía IngGen se entera de que los Velociraptor fueron educados para obedecer órdenes, como si fueran unos perros domésticos.

Trevorrow coescribió el guion con Rick Jaffa, Amanda Silver y Derek Connolly.

El fin de semana se estrena también en Estados Unidos, donde proyectan ingresos de aproximadamente 125 millones de dólares.


Jurassic World
Cines Unidos y Cinex
Estreno: hoy