• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

El corral del que Gala se enamoró será museo en 2015

El que fue el refugio de la musa de Dalí durante casi una década será un espacio cultural | Foto EFE

El que fue el refugio de la musa de Dalí durante casi una década será un espacio cultural | Foto EFE

El municipio español Cadaqués convertirá el lugar en otra pieza del universo del artista, a 25 años de su muerte

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El municipio catalán de Cadaqués inaugurará el año que viene El Corral de Gala, un antiguo corral de cabras de un pastor trashumante del que la esposa y musa de Salvador Dalí, Gala (su nombre real era Elena Ivanovna Diakonova), quedó prendada a principios de los años cincuenta y que el artista, de cuyo fallecimiento se cumplieron ayer 25 años, redecoró para convertirlo en una obra de arte.

En la comarca del Alto Ampurdán, en la provincia de Gerona, las autoridades dedicaron un sector al pintor, que vivió en el lugar durante un período. El Corral de Gala se sumará a la Casa Museo Salvador Dalí, un conjunto de barracas de pescadores que fueron adquiridas por el creador y su mujer para darles una forma laberíntica. El paseo en la bahía de Portlligat –donde se ubica– está presidido por una estatua del maestro, frente a la cual más de 300 escolares del municipio lo homenajearon.

El Ayuntamiento de Cadaqués compró El Corral de Gala, situado en lo que eran las afueras del casco urbano, al Estado y a la Fundación Gala-Salvador Dalí en 1998. En 2001 se restauró el altillo y la cubierta, pero esas primeras reformas no pudieron seguirse en 2004 por falta de inversión. Ahora, a pesar de la crisis, el alcalde de Cadaqués, Joan Figueras, se muestra convencido de poderlo hacer realidad. Optimista, por la fuerza del “binomio Cadaqués-Dalí”, dijo que han llamado a las puertas de instituciones públicas y a diversas fundaciones de empresas privadas.

El objetivo es que quienes visiten la casa de Dalí en Portlligat también acudan al Corral de Gala. El pintor compró el lugar para su esposa en 1953 y en 1957 lo inauguraron. Era el espacio de intimidad de Gala, donde seleccionaba los modelos que luego el artista utilizaba para sus performances, fiestas o cuadros. En 1969 la musa del genio ampurdanés creyó que el sitio no estaba lo suficientemente apartado para garantizarles tranquilidad e intimidad. Entonces compraron el Castillo de Púbol –en el Bajo Ampurdán–, a 80 kilómetros de Cadaqués, y ella trasladó allí su residencia.