• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Stand up comedy: un camino asfaltado desde los cincuenta

José Rafael Guzmán | Foto William Dumont

José Rafael Guzmán | Foto William Dumont

De La Guacharaca a Micrófono Abierto hubo décadas de distancia. En 2008, la apertura de circuitos de humor en vivo dio paso a una nueva generación de comediantes, entre los que se encuentra José Rafael Guzmán, quien presentará hoy No quiero show

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un comediante desconocido, un micrófono y un público sin expectativas son los ingredientes de un stand up comedy. Eso lo supo José Rafael Guzmán en 2008, momento en el que el circuito Micrófono Abierto le permitió dar a conocer el nombre que hoy aparece en los afiches de No quiero show, su primer espectáculo unipersonal con fines de lucro. “Quiero comprarme un apartamento en La Castellana y con esto lo voy a lograr”, bromea el artista.

En No quiero show el artista abordará temas como sus trastornos de la infancia, la crueldad animal y su búsqueda personal por trascender. “Lo que verán en mi show dudo mucho que lo hayan visto en otro lado. Mezclo recursos televisivos con elementos del teatro”, dice.

Guzmán sigue explotando el formato cómico que se consolidó hace varias décadas en Estados Unidos gracias al trabajo de humoristas como Jack Benny, quien en los años cincuenta abría su programa de radio y televisión con un monólogo. Luego llegaron los “maestros de ceremonia”, comediantes encargados de ser teloneros de un espectáculo principal. Poco a poco empezaron a presentarse en locales nocturnos. Dado el éxito de la fórmula, se abrieron circuitos que dieron a conocer a estrellas como Robin Williams, Eddie Murphy y Billy Cristal.

Venezuela vivió su propio proceso de apertura  a la comedia en vivo. A principios del siglo XX, Rafael Guinand recorríó el país con sus monólogos de humor. Décadas más tarde los humoristas de radio y televisión empezaron a ofrecer shows particulares. Cayito Aponte y Ben Amí Fihman decidieron consolidar el movimiento en los años ochenta y fundaron La Guacharaca, un lugar en el que los comediantes se encontraban ante el público sin mayores recursos que un micrófono.

Sin embargo, un solo local no era suficiente. Eso afectó el auge del movimiento por varias décadas. George Harris lo retomó en 2008. "La gente no comprendía el concepto del stand up, no confiaba en que un grupo de desconocidos lograra una gran convocatoria. Por fortuna, en el local En Vivo pudimos comenzar con los lunes de Micrófono Abierto y fue un éxito rotundo”. Carlos Sicilia llevó el formato al Moulin Rouge y también tuvo gran acogida por parte del público.

Harris continuó el movimiento fuera de Venezuela. “En 2011 me vine a Miami y empecé desde cero. Estoy presentando todos los jueves, en el local Flamingo, El show de George Harris. Me acompañan personas de varias nacionalidades”.

El circuito fundado por Harris fue importante para la primera generación de comediantes nacida en Micrófono Abierto. La  integraron Bobby Comedia, Iván Aristeguieta, César Muñoz, Elías Muñoz, Reuben Morales y José Rafael Guzmán.

José Rafael Briceño cuenta que, gracias a personas como George Harris y Carlos Sicilia que generaron circuitos dedicados al stand up comedy, pudieron darse a conocer artistas como él. 

“Micrófono Abierto fue la primera oportunidad de presentarme regularmente, crecer y darme a conocer como humorista”, expresa César Muñoz.

El humorista Emilio Lovera afirma que el stand up no es algo innovador, aunque hay personajes que se atribuyen su auge, como Carlos Sicilia, que sí fue pionero en llevarlo a la televisión. "El formato hace que mucha gente se tome la comedia a la ligera”, indica.

Carlos Sicilia, sin embargo, no reclama ningún papel. “Si hay que identificar un padre del stand up diría que son dos: Claudio Nazoa y George Harris. El primero como ejecutante desde hace aproximadamente 30 años y el segundo como promotor empresarial, además de ejecutante, en los últimos 7 años.”

A través de Misión Emilio, Lovera impulsó la carrera de nuevas figuras del género, asegura Bobby Comedia. “Emilio nos invitaba a abrir sus shows para que la gente nos conociera. También estoy agradecido con Laureano Márquez, Claudio Nazoa y Amílcar Rivero. Son humoristas que, al contrario de otros artistas, procuran que tengamos éxito”.

Chataing TV fue otro de los programas de humor en los que se nutrieron Alex Goncalves, Jean Mary Curró, Led Varela, José Rafael Guzmán y Manuel Silva.

“Chataing me aupó para hacer mi stand up Con todo respeto. Yo he venido forjando mi nombre por mi cuenta, pero sin duda Chataing ha ayudado a proyectar a quienes no eran tan conocidos”, señala Goncalves, quien comienza su gira hoy en Caracas. "Chataing es un comediante militar. Uno piensa: ‘Esos gritos que me pegó aquella vez tuvieron sentido’. Él quiere que todos los que trabajan con él triunfen. Puede que no sea muy pedagógico a la hora de aconsejar, pero lo hace con la mejor intención”, agrega José Rafael Guzmán.


No quiero show
Teatrex El Hatillo, centro comercial Paseo El Hatillo
Del 3 de septiembre al 9 de octubre
Horario: miércoles y jueves, 8:00 pm
Entrada: 350 bolívares 


Juntos y revueltos
El Efecto Chicharra fue la primera agrupación de intérpretes de stand up comedy de la nueva generación. En 2009 reunió a César Muñoz, Iván Aristeguieta y Bobby Comedia.

“Nos observábamos muy de cerca en cada presentación para hacer sesiones de práctica y corrección”, recuerda Muñoz. “La ventaja de presentarse en grupo repercute en la convocatoria. Además, las diversidad de propuestas hace que el espectáculo sea más rico”,  agrega Bobby Comedia.

Otro de los colectivos es Mi País Tu País, que inicialmente estuvo integrado por George Harris, José Rafael Briceño, José Rafael Guzmán y Led Varela. Los tres últimos actualmente presentan el show Los hijos del ocio. “Cuando me asocio con Led Varela y José Rafael Guzmán el estilo es como rock pesado, cuando estoy solo hago pop ácido”, indica quien también es conocido como el Profesor Briceño.

Otras experiencias grupales han sido El Boliche, que estuvo integrado por Daniel Pistola, Alejandra Otero y Nadia María; Tres en Uno, de Reuben Morales, Rey Vecchionacce y Julio Ramón Pérez; y Lo Demás no es Monte y Culebra, en la que Morales se asoció con Franchutte y Jairo Guitarreao.

Uno de los colectivos más grandes de la actualidad es El Banquito, que presentó el fin de semana su segundo show llamado Cambiando de tema. La agrupación está encabezada por Bobby Comedia, Elías Muñoz, Daniel Pistola, Alejandra Otero, Nanutria, la Vero Gómez, la Nadia María, Julio Ramón y Rey Vecchionacce.

Algunos comediantes, como Alejandra Otero, confiesan que quieren madurar un poco más sus rutinas antes de lanzarse en solitari.